https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

EL FMI Y SU POLITICA ANTICORRUPCION – EL CASO ARGENTINO LA CORRUPCIÓN Y LA BAJA CALIDAD INSTITUCIONAL GENERAN ESTANCAMIENTO y EXCLUSIÓN SOCIAL

 

La Asociación Civil FORES presentó, a solicitud del Fondo Monetario Internacional (FMI) un informe sobre el en el que analiza la implementación y eficacia de su programa anticorrupción lanzado en 2018: "REVIEW OF 1997 GUIDANCE NOTE ON GOVERNANCE—A PROPOSED FRAMEWORK FOR ENHANCED FUND ENGAGEMENT". Ese Programa es el que aplica el FMI para los préstamos internacionales incluyendo obviamente a la Argentina. La elaboración del informe de FORES -bajo la dirección de su expresidente, Marcelo de Jesús, llevó aproximadamente 4 meses de investigación y fue entregado a las autoridades del Organismo en el día de la fecha.

El programa del FMI estudió la correlación negativa entre el aumento de la corrupción por un lado y la falta de crecimiento y desigualdad social de los países por el otro.: “…Un empeoramiento en el indicador de corrupción del percentil 50 al percentil 25 de la distribución se asocia con una disminución en el crecimiento del PIB per cápita entre 0,4 y 0,5 puntos porcentuales … Un análisis similar sobre 125 estimaciones muestra una relación negativa entre la calidad de la gobernanza y el crecimiento, siendo la relación más fuerte para áreas como la calidad regulatoria o el estado de derecho”.

El informe de FORES estudió de qué forma la baja calidad institucional y del Estado de Derecho inciden en una mayor corrupción que llevan a las consecuencias del Programa: estancamiento económico y exclusión social. FORES elaboró una fórmula que sintetiza el problema: FALTA DE CRECIMIENTO + EXCLUSIÓN SOCIAL = CORRUPCIÓN señalando que la desigualdad social y el retroceso económico son síntomas que revelan la existencia de corrupción.

El trabajo de FORES explicó los desafíos del FMI para la implementación del programa y detalló una serie de propuestas para perfeccionarlo, con gráficos y estadísticas que apoyan sus conclusiones.

  • El primer desafío se presenta ante la falta de indicadores para medir la corrupción en los Informes País. El Programa señala las debilidades de ciertos indicadores (índices de percepción, de victimización y de opiniones de expertos). El trabajo de FORES señaló que la debilidad apuntada es por intentar usar un solo indicador y de una única naturaleza (de opinión). Debajo se propone una solución para el problema.

  • El segundo desafío es considerar la posibilidad de que los funcionarios de un país con los que se relaciona el FMI sean sospechosos de corrupción. El informe FORES señala la existencia de graves casos de corrupción que involucran a funcionarios de los más altos cargos. En América latina, por caso, se desarrollaron los casos conocidos como “Los Cuadernos de la Corrupción”, “La Estafa Maestra”, “Lava Jato”, entre otros. Respecto de Argentina, refiere la enorme cantidad de causas de corrupción (más de 1000 causas federales sólo por enriquecimiento ilícito y soborno, entre 2011 y 2021). Los números corresponden sólo a causas tramitadas en la Ciudad de Buenos Aires e involucran a funcionarios y ex funcionarios de todos los niveles.

  • Un tercer desafío se plantea al entender que el FMI tiende a estudiar el diseño institucional de un país (lo cual es correcto) pero no parece enfocarse tanto en la implementación de tal diseño, o sea en los resultados del trabajo de las instituciones. Por ejemplo no se advierte un análisis sobre la calidad del Poder Judicial, el acceso a la información pública, la independencia de poderes, la calidad del empleo público, condenas en casos de corrupción, etc.

PROPUESTAS DE FORES

  • Primera propuesta: Conformación de un indicador para medir el Estado de Derecho y las vulnerabilidades. Para superar las debilidades de un solo indicador, FORES propuso un INDICADOR COMPUESTO POR TRES SUBINDICADORES: a) 3 índices subjetivos (basados en opiniones) b) 3 índices objetivos (estadísticas) y c) una standarización o normalización del marco legal de cada país (por ejemplo, la Convención de la ONU contra la corrupción).

  • Segunda propuesta: control de la contratación funcionarios y empleados públicos en base al mérito. Al respecto FORES tomó la evaluación que hizo el BID sobre la calidad de contratación. Allí se pudo constatar que los países con mejor calidad de contratación pública, son quienes están mejor en los índices de Corrupción y de Gobernabilidad.

  • Tercera propuesta: creación de un protocolo de análisis de los países que sirva de guía para la elaboración de los Informes País. En la revisión de los informes del Art.IV del FMI: a) no están claras las bases de por qué se analizan ciertos temas en un país y no en otro; b).existen temas que no aparecen adecuadamente evaluados como la independencia de la Justicia, amenazas a los jueces, casos de corrupción etc.

  • Cuarta propuesta: generación de incentivos a los países para mejorar el Estado de Derecho y su calidad de gobierno. Si se adoptara un índice para clasificar el Estado de Derecho de los países, sería útil recompensar a los que tengan mejores calificaciones o a los que, aún con bajas calificaciones, hayan mejorado sustancialmente su institucionalidad, porque ello demostraría que están en un camino de progreso.

  • El FMI.podría proporcionar incentivos tales como: a) tasas de interés más bajas, b) plazos más largos para el reembolso, c) eliminación de cargos; d) cualquier otra condición similar.

  • Quinta propuesta: creación de un protocolo de vinculación entre el FMI y las Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC).

El informe concluye que los informes del FMI han sido imparciales y que podrían ser mejorados con las propuestas sugeridas por FORES.  FORES participará en una reunión con el FMI a comienzos de 2023 para discutir el análisis y propuestas enviadas por la Institución.


Alfredo M Vítolo – Presidente                          Marcelo Gobbi - Secretario 

  

 


 

Fores es una asociación civil destinada al fortalecimiento de la justicia a través de la investigación, asistencia técnica y capacitación. Es un centro académico que no solo realiza investigación teórica, sino que busca crear un movimiento de opinión en torno al problema de la Justicia y sus soluciones.