https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Las acciones se desploman, los rendimientos se disparan tras el dato de inflación en EEUU

 Las acciones europeas sufrieron un duro correctivo después de que unos datos de precios al consumidor de EE.UU. más altos de lo esperado en mayo generaran preocupaciones sobre la inflación y probablemente mantengan a la Reserva Federal encaminada a subir agresivamente las tasas de interés. También siguen pesando los riesgos de fragmentación en los mercados de deuda europea.

El índice de precios al consumidor en EEUU aumentó un 1,0% el mes pasado después de ganar un 0,3% en abril, dijo el Departamento de Trabajo. Los economistas habían pronosticado que el IPC mensual aumentaría un 0,7%. Algunos economistas y participantes del mercado esperaban que los datos mostraran que la inflación había alcanzado su punto máximo en mayo, pero el informe indicó lo contrario.

"Este informe sugiere que las presiones inflacionarias subyacentes siguen siendo bastante fuertes", dijo Aichi Amemiya, economista senior para Estados Unidos de Nomura.

El rendimiento del Tesoro a dos años se disparó al 2,94% luego del informe de inflación, tras tocar su nivel más alto desde 2018. Ha subido desde el 2,83% del jueves por la noche. El rendimiento a 10 años también subió, pero de manera más modesta que el rendimiento a dos años, que está más influenciado por las expectativas de los movimientos de la Fed. El rendimiento a 10 años subió al 3,10% desde el 3,04%.

La brecha cada vez más estrecha entre esos dos rendimientos es una señal de que los inversores en el mercado de bonos están más preocupados por el crecimiento económico. Por lo general, la brecha es amplia, con rendimientos a 10 años más altos porque requieren que los inversores guarden sus dólares por más tiempo.

El Euro Stoxx 50 cede un 3,43%, mientras que el Ibex 35 se deja un 3,68% hasta los 8.390,6 enteros.

Los inversores esperan que la Fed suba las tasas en 50 puntos básicos la próxima semana, ya que los principales bancos centrales endurecen la política para controlar la inflación vertiginosa provocada por el aumento de los precios del petróleo crudo y los alimentos, junto con los problemas de la cadena de suministro.

"No vemos ninguna posibilidad de un aumento de 75 puntos básicos la próxima semana", dijo Amemiya, pero la probabilidad de más aumentos de 50 puntos básicos ha aumentado.

Se espera que el Band of England y el Riksbank de Suecia vuelvan a subir las tasas la próxima semana, mientras que el Banco Central Europeo dijo el jueves que entregará su primer aumento de tasas desde 2011 el próximo mes, seguido de un movimiento potencialmente mayor en septiembre.




capitalbolsa