EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

ACTA BCE: Miembros desacuerdan sobre tamaño de sobre de compras

Los miembros del Consejo del Banco Central

Europeo (BCE) discordaron sobre el tamaño del sobre del programa de compra de 

emergencia pandémica (PEPP), según el acta de la reunión realizada los días 

9 y 10 de diciembre. En la ocasión, el paquete fue ampliado en 500 mil millones

 de euros, para 1,859 billón de euros. 

 

   "Un aumento más moderado en el sobre PEPP fue definido por un número de 

miembros con base en el argumento de que un espacio significativo para compras 

aún estaba disponible en decisiones anteriores y que en un ambiente de alta 

incertidumbre valía la pena 'mantener un poco de polvo seco', manteniendo la 

opción para ajustar aún más el sobre en el futuro", afirmó el acta.

 

   "Sin embargo, algunos argumentos también fueron hechos a favor de un sobre

mayor", con miembros afirmando que el aumento de 500 mil millones de euros era

suficiente para facilitar aún más las condiciones de financiamiento y traer 

la inflación para más cerca de la meta del Consejo del BCE, considerando 

también que el sobre adicional de 120 mil millones de euros terminaría en el 

final de 2020.

 

   Los miembros destacaron la flexibilidad del PEPP, ya que el BCE podría 

ajustar las compras mensuales y reducir el ritmo, resultando "en mayor 

eficiencia y en el uso de menos que todo el sobre a lo largo de la duración del

programa". Así, "el sobre no necesita ser usado en la íntegra". Al mismo 

tiempo, "el Consejo del BCE también debe indicar su voluntad de recalibrar el 

PEPP en el futuro, conforme necesario". 

 

   El Consejo sostuvo que "está dispuesto a ajustar todos sus instrumentos" 

para que la inflación camine en dirección a la meda de forma sostenida y en 

línea con la simetría. "Eso también puede incluir posiblemente el corte de 

la tasa de depósito", hoy en -0,5%. "El Consejo del BCE también continuará 

monitoreando los efectos de la tasa de cambio en las perspectivas de inflación.

 

   Los miembros también discutieron sobre posibles efectos colaterales de 

compras adicionales, como funcionamiento destorcido del mercado, y acordaron que

la orientación para la ubicación del stock de compras de activos de acuerdo 

con la clave de capital, entre otras medidas, son garantías importantes para 

evitarlos. 

 

   "Se destacó que, en el ambiente actual, la política fiscal sigue siendo 

respuesta más apropiada a la crisis impulsada por la pandemia y la política 

monetaria debe desarrollar un papel secundario". 

 

   Los miembros acordaron que las perspectivas para el lanzamiento de vacunas 

son alentadoras, pero "la pandemia sigue representando serios riesgos" para la

eurozona. "El resurgimiento de casos de covid-19 y las medidas de contención 

asociadas restringieron significativamente la actividad económica de la 

eurozona".

 

   Por fin, los miembros afirmaron ser posible que "la segunda ola de la 

pandemia no se transforme en una crisis más profunda, pero sea más prolongada 

que lo previsto anteriormente", con daños más duraderos a una serie de 

sectores, mayores riesgos de insolvencias y desempleo y efectos de 

cicatrización más prolongados por el retraso en la recuperación. 

 

Agência CMA