BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

La Corte se inclina por no tratar el per saltum de los camaristas Bruglia y Bertuzzi

 En el máximo tribunal prefieren esperar a que se pronuncie la Cámara que tiene la cuestión de fondo, donde se habla de un fallo adverso para los camaristas.


La Corte Suprema se inclina por rechazar el pedido de per saltum de los camaristas Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, que esperan un guiño para mantener sus asientos en la Cámara Federal luego de que el Senado rechazó sus traslados y ordenó su retorno a los juzgados de origen.

En los últimos días arreció la presión contra el máximo tribunal para que acepte el salto de instancia y resuelva sobre el traslado de los camaristas y el juez del TOF 7 German Castelli, aunque el proceso de éste último corre por otro camino. Sin embargo, según supo LPO, en la Corte no prevén una intervención inmediata en esta causa.

Hay que recordar que Bruglia y Bertuzzi además de pedir la intervención de la Corte iniciaron una causa en la justicia en lo Contencioso Administrativo. Allí en primera instancia la jueza María Alejandra Biotti rechazó la cautelar. Tras la apelación, el caso llegó a la Cámara, donde los jueces Jorge Alemany y Guillermo Treacy volvieron a rechazar la cautelar y se encuentran estudiando la cuestión de fondo.Alberto apura la remoción de los jueces para evitar que la Corte lo bloquee

Fuentes de los tribunales explicaron a este medio que Alemany y Treacy se abocaron de manera inmediata a la presentación de Bruglia y Bertuzzi y pidieron informes urgentes al Senado y el Poder Ejecutivo. Es decir que la causa no está "planchada", algo habitual en la justicia local cuando se evita intervenir en un tema espinoso.

Tanto es así que las versiones indican que la Cámara en lo Contencioso Administrativo podría fallar en los próximos días. Se comenta también que el fallo sería adverso para Bruglia y Bertuzzi, que hasta ahora no han tenido ninguna buena noticia en la justicia.

Pero lo importante en este caso es que la Corte no ve que el tema este dormido y, al contrario, ve que la Cámara está trabajando con celeridad. La doctrina del máximo tribunal es respetar las instancias, por lo que la posibilidad de que acepten un per saltum es compleja.

El criterio en la Corte es que aceptar un per saltum es algo absolutamente extraordinario y recuerdan que el último que se aceptó fue el de la causa por la reforma judicial de Cristina Kirchner, en 2013. Los rechazos son lo habitual, mucho más si como en este caso la causa no está trabada en los tribunales inferiores, por lo que ven que no tiene sentido una intervención en este momento.

Un dato que no pasa desapercibido en los tribunales es que solo tres de los diez jueces cuyos traslados fueron cuestionados por el Consejo de la Magistratura rechazaron asistir a la audiencia pública en el Senado e impugnaron todo el proceso. Ven en la Corte un componente político muy fuerte y eso explica también la mesura para intervenir.

Como sea, este martes los integrantes del máximo tribunal se verán las caras vía zoom y definirán los temas para la reunión de acuerdos del jueves. Aseguran que las presiones no afectarán las decisiones.