https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Kristalina Georgieva anticipó cómo será la ayuda financiera del FMI para la Argentina

La directora del FMI dijo que se pueden planear una mejor utilización de los Derechos Especiales de Giro. Estiman que podrían llegar desembolsos por u$s2.000 millones.


"Vemos una recesión económica muy profunda en América Latina y el Caribe en 2020 y una recuperación parcial en 2021. Se espera que la región caiga 5,2% en el año con una recuperación de 3,4% para el año próximo” dijo en conferencia de prensa la titular del Fondo Monetario Internacional, Kristalina Georgieva. Tras una breve referencia a la situación crítica que enfrenta el Caribe, pasó a responder respecto a cómo el Fondo podía ayudar a la Argentina.
Georgieva eludió una respuesta directa pero ponderó las acciones llevadas adelante por el gobierno argentino contra la pandemia. “En Argentina se han concentrado muchísimo en hacer frente a esta crisis con una secuencia muy apropiada de medidas, en el sector de salud, y el apoyo a los sectores más vulnerables”, afirmó.
En momentos que Argentina está por presentar su oferta a los acreedores externos, la titular del FMI señaló: “El país por hacer una propuesta a sus acreedores de la restructuración de su deuda y es un momento muy difícil para todos”. Para explicar la dificultad, la funcionaria utilizó una metáfora. “Especialmente es difícil para aquellos países que han entrado en esta crisis ya con desafíos. El virus golpea a personas con afecciones previas causando la muerte, y de igual forma, esta crisis afecta más duramente a los países que ya de por sí tienen problemas”, aseveró.
En cuanto a las posibles ayudas, este miércoles el directorio del organismo mantendrá una reunión donde se analizará una nueva línea de préstamos de liquidez de corto plazo para países con sólidos fundamentos económicos y también evaluarán nuevas herramientas para ayudar a las naciones con problemas financieros, incluyendo una mejor utilización de los Derechos Especiales de Giro. Se trata de las cuotas que aportan los miembros al Fondo y que podrían ser utilizados por los países conseguir financiamiento adicional.
Al respecto, Ámbito pudo saber que ésta es una de los temas que está abordando el equipo económico argentino con los directivos del Fondo. Se estima que se podría avanzar por esta vía obteniendo recursos por unos 2.000 millones de dólares. Asimismo, también se estaría negociando con el Club de París con el propósito de postergar el próximo pago que debe hacerle el país a este organismo por 2.100 millones de dólares.

Más fondos

La directora del Fondo comenzó su exposición señalando que “abril es el mes más cruel” al referirse a la intensidad de la crisis desatada por la pandemia. Precisó que 170 países experimentarán una caída en el ingreso per cápita durante este año cuando, en los pronósticos de tan sólo tres meses atrás, se esperaba que elevaran sus ingresos.
“Estamos ante un escenario de shock de oferta y de demanda” caracterizó Giorgeva y afirmó que por primera vez en la historia del organismo multilateral están contando con la ayuda de epidemiólogos para hacer sus proyecciones económicas. En base a estos asesoramientos advirtió que “estimamos que la situación puede empeorar aún, tanto por si el virus continúa o las vacunas tardan en llegar”.
En este sentido, señaló que el Fondo tiene como objetivo proteger la vida y que, por lo tanto, es necesario que todos los países tengan asistencia sanitaria, incluyendo los más pobres. También proteger a las familias para que tengan ingresos y “debemos cerciorarnos que el sistema financiero funcione”.
Consideró “sorprendente” que el mundo ya haya destinado 8 billones de dólares en medidas fiscales para hacer frente a la crisis y cerca de 6 billones en inyecciones de liquidez por parte de los bancos centrales aunque, anticipó que “dada la gravedad de la crisis, serán necesarios más esfuerzos significativos”.
Para la titular del FMI, se debe ayudar a los países más vulnerables incrementando los fondos de asistencia como también “alivios en el pago de la deuda” para poder crear el espacio en gastos en salud y mitigar el impacto económico de la crisis.
Giorgieva recordó que el Fondo tiene una capacidad de préstamos por 1 billón de dólares y que ya más de 100 países han solicitado ayuda. Precisó que se duplicó el acceso a las líneas de emergencia lo cual les va a permitir satisfacer la demanda de casi 100.000 millones de dólares en financiamiento. Ya se le prestó a 20 países pero “muchos más van a pedir” ayuda.
También ponderó un nuevo acuerdo de reducción de deuda del grupo de las economías ricas del G-20 que suspende los pagos de deuda de los países más pobres.
“Estos son tiempos excepcionales que necesitan acciones excepcionales” concluyó su exposición la titular del Fondo.


ambito