https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Bronca en el mercado con las encuestadoras tras el desplome del 37% en la bolsa

El gran optimismo del mercado del último viernes que provocó un salto del 8% en el Merval terminó este lunes con un histórico desplome del 36% en la bolsa local y de hasta el 55% en Wall Street, tras chocarse con la realidad de los votos.
Si bien, como explicó LPO, la jugada se potenció por una gran recompra de acciones de bancos y una intervención oficial que infló los precios con un escaso volumen, el eje de la movida se sustentaba en diversas encuestas "de último momento" que auguraban un sorprendente triunfo de Mauricio Macri.
La campaña se trasladó a La Bolsa que subió un 8% en la última rueda antes de las elecciones
Como indicó Clarín, Isonomía y Poliarquía hablaron de "empate", mientras que Elypsis y el banco de inversión brasileño BTG Pactual colocaron al oficialismo un punto por encima de Alberto Fernández.
Desde algunas de estas firmas manifestaron a LPO que las fallas se debieron a una cuestión metodológica y a un efecto "espiral del silencio" que no se tuvo en cuenta. No obstante, en el mercado sostienen que fueron parte de una operación del gobierno para influir electoralmente y las culpan por el dinero perdido.
"Hubo mucha irresponsabilidad el viernes en decir que Macri ganaba. Vendieron eso en Nueva York que te llevó a una suba y al final terminaste perdiendo por 15 puntos, es una locura", subrayó a este medio el analista financiero Christian Buteler.

Las cotizaciones de los bancos argentinos pierden más del 60% en Wall Street

Es que a pesar de que ninguna encuestadora anticipó los resultados con precisión, las únicas que curiosamente previeron un escenario de empate o victoria oficialista fueron las más cercanas al gobierno.
De hecho, el mismo viernes ACM había enfatizado la dificultad de que esta proyección se concrete y vaticinó un 44,5% contra un 36,6% a favor del peronismo. Entre los motivos, su director Javier Alvaredo enumeró la mejora de la imagen de CFK en el conurbano, la dominancia de los problemas económicos entre las mayores preocupaciones de la población, el deterioro de las variables económicas y sociales, y el nulo grado de división del peronismo.
"Desde el retorno de la democracia, el PJ nunca había sacado menos que el 40% en una elección presidencial. En esta elección el PJ va unido, con la única excepción tal vez de Roberto Lavagna como potencial atractor de votos peronistas, pero que también podría atraer un voto potencial de JxC", agregó.
A su vez, ACM se refirió a los problemas metodológicos de muchas encuestas, que sesgan los resultados al realizarse de manera telefónica (IVR) y tienden a subrepresentar a las regiones más pobladas.