https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Link Securities Las bolsas seguirán apoyadas por el positivo entorno y la falta de alternativas rentables

Esperamos que los mercados de valores europeos y estadounidenses mantengan, al menos al comienzo de la semana, el buen tono mostrado durante las primeras sesiones del ejercicio. El positivo entorno macroeconómico mundial, las buenas expectativas de resultados que presentan muchas cotizadas y la falta de alternativas rentables que se le ofrecen a los inversores creemos que están siendo los principales catalizadores de estas importantes alzas de comienzos de años, alzas que han llevado al Dow Jones a lograr su mejor inicio desde 2003 y al S&P 500 desde 2006, logrando ambos cerrar la semana marcando máximos históricos.
Este más que positivo comportamiento de Wall Street se ha trasladado al resto de plazas occidentales, con los principales índices europeos retomando la tendencia alcista que habían abandonado a finales de 2017, lastrados, sobre todo, por la incertidumbre política en la región, incertidumbre que engloba tanto el confuso proceso del brexit, la falta de gobierno en Alemania, las futuras elecciones generales italianas y el conflicto institucional en Cataluña, todos ellos factores que pueden volver a pesar en el comportamiento de las bolsas europeas en cualquier momento.
No obstante, y por ahora, creemos que continuarán los avances en los mercados de valores occidentales. A medida que avanza la semana será la intensa agenda macro y, sobre todo, al final de la misma, el inicio de la temporada de presentación de resultados trimestrales en Wall Street -el viernes comienza con la publicación de las cifras de dos de los bancos más importantes de EEUU: JP Morgan y Wells Fargo- los factores que determinen si las bolsas occidentales son capaces o no de consolidar esta tendencia alcista.
Así, y en lo que hace referencia a la agenda macroeconómica, comentar que HOY se publican en Alemania los pedidos de fábrica del mes de noviembre y en la Zona Euro los índices de confianza sectoriales del mes de diciembre, así como el siempre seguido índice Sentix que mide la confianza del inversor en la región, correspondiente al mes de enero. Este reguero de datos continuará a lo largo de la semana, destacando la publicación de los datos de desempleo de la Zona Euro (martes); de los datos de inflación del mes de diciembre en China (miércoles) y en EEUU (viernes); de la producción industrial de la Zona Euro de noviembre (jueves) y de las ventas minoristas de EEUU de diciembre (viernes). Además, el jueves se darán a conocer las actas de la reunión de diciembre del Consejo de Gobierno del BCE, actas que pueden ofrecer cierta claridad sobre las intenciones del banco central europeo en lo que hace referencia al proceso de retirada de estímulos y sobre las distintas posturas al respecto en el seno del Consejo y el apoyo que tienen las mismas, información que consideramos muy relevante para los inversores a la hora de determinar su estrategia de inversión en la región a medio plazo.
En lo que hace referencia a la temporada de presentación de resultados trimestrales en Wall Street, señalar que en principio se espera que sea positiva, con el beneficio neto de las compañías integrantes del S&P 500 avanzando cerca del doble dígito. No obstante, habrá que analizar bien los datos ya que es factible que muchas compañías aprovechen la reciente reforma tributaria en EEUU para realizar dotaciones de tipo extraordinario, especialmente en lo concerniente a la tributación de los activos que mantienen fuera del país, algo que ya adelantó que haría en el 4T2017 Goldman Sachs. Es por ello que habrá que estar más atentos a cómo evolucionan las cifras subyacentes que las reales a la hora de evaluar la calidad de las mismas.
En principio, y para empezar la semana, apostamos por una apertura al alza de los índices europeos, que seguirán de esta forma la estela dejada por Wall Street el viernes, sesión en la que el mercado se sobrepuso sin grandes traumas a unas cifras de empleo de diciembre sensiblemente peores de lo esperado, cerrando sus principales índices con fuertes avances. Este buen tono se ha trasladado esta madrugada a las bolsas asiáticas -la japonesa se mantienen cerrada por la celebración del “Día de la mayoría de edad” en el país-. Posteriormente, será el comportamiento de Wall Street el que determine si estas alzas iniciales en Europa se consolidan o no.