Europa se mantiene muy plana e ignora a un Wall Street imparable

Los mercados bursátiles europeos mantuvieron las ligeras subidas de primera hora y apenas aprovechan los continuos récords de Wall Street que vuelve a subir gracias a los sólidos resultados de varias compañías de primera línea, incluidas Caterpillar y McDonald's.
El Euro Stoxx 50 cierra con un avance del 0,13 por ciento a 3.613,71, mientras que el Ibex 35 sube un 0,44 por ciento a 10.205,7.
Los inversores se sintieron alentados después de que el gigante industrial estadounidense Caterpillar elevara su pronóstico de ganancias después de un importante repunte de las ganancias del tercer trimestre.
McDonald's también asciende después de informar que las ganancias del tercer trimestre aumentaron casi un 50 por ciento.
"Las acciones globales cotizan al alza, mientras los inversores aguardan los resultados empresariales de las principales compañías cotizadas del Dow Jones", dijo el analista de Accendo Markets, Henry Croft.
En la eurozona, la actividad comercial en toda el área de la moneda única se desaceleró en octubre, según mostró una encuesta el martes, pero la creación de empleo alcanzó el ritmo más rápido en una década mientras la recuperación económica en Europa se mantiene en el camino correcto.
Un índice de gerentes de compras (PMI) compilado por Markit bajó a 55.9 en octubre después de 56.7 en septiembre, dijo el grupo en un comunicado.
"El PMI de la zona euro sorprendió a la baja en octubre (...) pero los datos subyacentes deberían alentar al BCE", dijo el economista del banco ING, Bert Colijn.
"Si bien la caída... podría apuntar a un crecimiento del PIB algo más lento de la zona euro en el último trimestre del año, parece que el crecimiento se mantendrá saludable y eso hace pensar que la economía podría capear unas compras de activos más moderadas por parte del BCE", agregó en una nota a clientes.
Los operadores se mantienen tranquilos a la espera del jueves, cuando el Banco Central Europeo anuncie una reducción en su apoyo al estímulo financiero que ha ayudado a la recuperación de la economía de la eurozona.
El BCE comenzó a comprar cantidades masivas de bonos en 2015 para luchar contra la amenaza de la deflación, una espiral descendente perjudicial de precios y actividad.
Desde entonces, el estado de la economía de la eurozona ha mejorado, y el BCE dijo el martes que los hogares de todo el bloque de la moneda única disfrutaron de un acceso más fácil al crédito en el tercer trimestre de 2017.
El BCE sigue de cerca los datos de los préstamos para medir la efectividad de su política monetaria ultraflexible, que apunta a impulsar el crecimiento y la inflación en el área de la moneda única mediante el fomento del gasto y la inversión.
La siguiente tabla de ING muestra como posicionarse de cara a las posibles medidas y cambios en el discurso que puede adoptar Mario Draghi el próximo jueves:
En el escenario más hawkish, ING estima que el euro dólar podría subir a 1,23, mientras que el escenario dovish provocaría un descensos hasta 1,16.
Anteriormente, el Nikkei lideró otro amplio avance en los mercados de acciones de Asia, con el índice alcanzando su 16ª subida consecutiva para extender una impresionante racha récord.
El mercado japonés avanzó a nuevos máximos de 21 años gracias a un yen más débil y espera que la victoria aplastante de las elecciones del fin de semana del primer ministro Shinzo Abe marque nuevas medidas para impulsar la tercera economía mundial.
El índice del dólar sube un 0.01 por ciento mientras se espera a que el presidente Donald Trump nombre al próximo jefe del banco central de Estados Unidos después de que dijera el lunes que la decisión estaba "muy, muy justada". Las esperanzas de que se apruebe un plan de reducción de impuestos también impulsaron al dólar.
El oro al contado cae un 0,2 por ciento a $1278 la onza, permaneciendo cerca de un mínimo de dos semanas.
El crudo estadounidense sube un 0,25 por ciento a $52,03 por barril y el Brent cotiza en $57,37, plano en el día.

capitalbolsa