En gobierno creen que Insfrán infiltró productores en el "bananazo" de Plaza de Mayo

La protesta de productores de bananas del norte del país en Plaza de Mayo volvió nuevamente a empañarse por una supuesta "mano política" en plena recta final de cara a las primarias del 13 de agosto.

Es que si bien en un inicio se trató de una manifestación genuina por parte de un grupo de bananeros nucleados en la filial de Federación Agraria (FAA) de Laguna Naineck en Formosa, al parecer en el microcentro porteño pasaron cosas raras.
Las sospechas giran en torno a que el gobernador formoseño, Gildo Insfrán, abiertamente enfrentado al ministro Ricardo Buryaile, habría aportado recursos en lo que hace a la logística para movilizar 30 mil kilos de bananas a la Capital Federal.
Los directivos y organizadores del bananazo vinculados a FAA negaron a LPO cualquier tipo de intencionalidad política en la protesta. "No queremos mezclar esto con la campaña; solamente buscamos visibilizar nuestros reclamos", dijo un federado.
Sucede que después del recordado "verdurazo" en el que se coló parte del kirchnerismo en Plaza de Mayo para intentar mostrar una especie de hambruna generalizada de la población, la sensibilidad en torno a este tipo de protestas quedó al rojo vivo.
En tanto, Pánfilo Ayala, titular de la filial de Laguna Naineck de FAA, reclamó la intervención del Estado para frenar la importación (unas 450 mil toneladas), políticas diferenciadas y un precio mínimo sostén de 5 pesos por kilo.
"El problema de la producción de bananas ya lleva 20 años en la Argentina", se quejó Ayala. Cabe mencionar que actualmente los productores reciben entre 1,50 y 2 pesos por kilo, mientras que en las verdulerías se vende a 25/30 pesos.
Por su parte, en la Casa Rosada reconocieron que existe un problema de competitividad en el sector y que están trabajando con medidas concretas para mejorar las condiciones de comercialización y calidad del producto y financiando el capital de trabajo.
En este sentido, en el oficialismo destacan además que está en marcha un proyecto para la construcción de 14 empaques de pequeña escala más una sala de maduración y la elaboración de un protocolo de calidad para la cosecha y pos-cosecha.
"Hoy los productores de bananas están mejor que hace un año y medio atrás; las importaciones no se pueden cerrar porque en el país se produce un 20% del consumo nacional", remarcó a este medio un funcionario del Gobierno nacional.