Lavagna: “Esto no termina bien, hay que pensar cómo cambiar el rumbo”

El exministro de Economía Roberto Lavagna consideró hoy que la política económica que lleva adelante el Gobierno no es la correcta y advirtió que ello puede desembocar en una situación que “no termina bien”, por lo que instó a “ir pensando como cambia el rumbo”.
Lo actual tiene características similares a la tablita (de Martínez de Hoz), baja de salarios, aumento de la deuda, deterioro de la competitividad, ingreso de capitales especulativos. Mi posición es que 'ya sabemos como terminan estas cosas', a veces llevan tiempo porque la convertibilidad duró una década, pero estas cosas no terminan bien, mejor ir pensando como cambiar el rumbo de la forma menos dolorosa”, apuntó.
Y graficó: "basta subir a un taxi para que el conductor le explique lo está pasando. Esto ya lo vivimos ya sabemos cómo es, qué es lo que está pasando. La dirigencia vuelve a repetir estos errores".
En diálogo con Radio La Red, remarcó que existe “insatisfacción económica y un futuro que está poco claro por el tema electoral, lo que va a influir, por lo que habrá que esperar a después de octubre”.
Roberto Lavagna, ex ministro de Economía y asesor del Frente Renovador
r
Destacó además la existencia de “especulación financiera” y atribuyó a esta situación los bruscos movimientos que muestra el dólar en las últimas semanas.
“Hasta mayo de este año se llevaba ganado en dólares más de 11%, eso en el mundo requiere varios años por las tasas de interés. Hay un claro predominio de eso y hay un claro efecto negativo cuando aparecen las dudas. Lo que ocurrió con el dólar tiene que ver con capitales especulativos que se van y que estarán listos para volver, depende las circunstancias”, apuntó.
Recordó que el gobierno de Cristina Kirchner terminó “en un fracaso fenomenal” y alertó que la economía argentina “está desde hace 10 años en un tobogán y los toboganes no van hacia arriba, van hacia abajo”.
Reconoció que existen brotes verdes en sectores como industria y construcción, lo que celebró para poder alcanzar una "meta moderada de 2,5% en el año".
"Hay algunos valores positivos afortunadamente, porque si no ni siquiera hubiéramos alcanzado esa modesta recuperación que no alcanza a cubrir la pérdida que hubo el año pasado", finalizó.