EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

50º COLOQUIO ANUAL DE IDEA / Viernes 24 de octubre de 2014 Jaime Bermúdez Merizalde

Ex canciller colombiano aseguró que la Argentina “requiere liderazgo político para terminar con el narcotráfico”

El ex canciller de Colombia Jaime Bermúdez afirmó que la Argentina tiene posibilidades de no atravesar el duro proceso de superación del narcotráfico como hizo Colombia, pero advirtió que “no hay forma de que haya una lucha exitosa sin liderazgo político e instituciones fuertes”, al disertar en el panel “Narcotráfico: de la noticia a la acción”, en el 50 Coloquio Anual de IDEA.

“Si hay ambigüedad es imposible que el Estado pueda iniciar la lucha, si no hay autoridad y un Ejecutivo con determinación real en esa dirección, no hay un Congreso que trate esas leyes, no hay jueces, no hay un sector privado que apueste a esa lucha”, explicó el ex canciller de Alvaro Uribe.

Bermúdez sostuvo que es clave la cooperación internacional, ya que “si no la hay y luchamos una pelea solitaria, es realmente imposible controlar este negocio”, y dijo que se requiere “independencia institucional de la justicia, apoyo a las investigaciones de universidades que realicen diagnósticos claros de la situación, ilustrando con cifras el fenómeno del narcotráfico. Es fundamental apoyar estas investigaciones para buscar alternativas”.

El ex embajador colombiano hizo hincapié en la importancia de una prensa libre, y destacó que “la prensa va muchas veces más rápido que las instituciones en la denuncia del narcotráfico, en Colombia fue la prensa la que avanzó antes que la fiscalía, aunque no fue sin sacrificio, muchos periodistas fueron asesinados, pero es mejor una prensa libre que una amordazada”.

Bermúdez resaltó que “la Argentina puede evitar pasar por todas las etapas de sufrimiento que vivieron Colombia y México, superando esto sin tantos costos”, y aseguró que “como dice el tango, ese día la rosa que engalana se vestirá de fiesta con su mejor color”.

“Se requiere una autoridad, que es un valor democrático y una condición para garantizar los derechos humanos, la tradición en Latinoamérica es que la autoridad se relaciona con el autoritarismo pero es equivocado, es una fuerza legitima del Estado, no autoritarismo”, sostuvo Bermúdez.

Bermúdez explicó que la lucha colombiana contra los narcos atravesó varias etapas: “La condescendencia, en la que el narcotráfico era visto como una actividad que no hacía daño; la amenaza, una vez que se empezó a gestar la cultura mafiosa, con la infiltración de carteles en los estamentos políticos y judiciales; la confrontación, comienzan a aliarse con grupos paramilitares y surge la violencia, ministros de Justicia asesinados, bombas en los principales diarios, secuestros, buscando sembrar el terror para presionar al Estado y ablandarlo para que consideren al narcotráfico como un delito con el cual se podía negociar”.

“Gracias a las políticas implementadas y a la cooperación internacional, que de manera silenciosa nos ayudaron, pudimos avanzar en el desmantelamiento progresivo, y hoy nos sentimos orgullosos de haber acabado con los carteles, pero aún hay cabezas intermedias que con más discreción son más eficaces”, resaltó el ex embajador de Colombia en Argentina, quien alertó que “todavía hay un gran camino por recorrer”.