https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

La Auditoría General de la Nación publicó un informe sobre el manejo integral de los pasivos ambientales mineros

 La Auditoría General de la Nación (AGN) aprobó el Informe referido al Manejo integral de los Pasivos Ambientales Mineros (PAM), en el ámbito de la Secretaría de Minería y el Servicio Geológico Minero Argentino, período auditado del 01.01.2018 al 01.05.2020, producido por la Gerencia de Planificación y Proyectos Especiales. El objeto general del informe es evaluar la gestión de la Secretaría de Minería a de la Nación (SEMIN) y el Servicio Geológico Minero Argentino (SEGEMAR) para el manejo integral de los PAM.

 

En específico, sus objetivos son:

 

1. Evaluar la eficacia de la gestión de los componentes del subprograma Gestión Ambiental Minera (GEAMIN) que guardan relación con el manejo integral de los pasivos ambientales mineros.

 

2. Identificar si existen otros mecanismos o instrumentos económicos, jurídicos y de planificación implementados por el Estado Nacional para la gestión integral de PAM.

 

3. Evaluar el grado de implementación y seguimiento de la Agenda 2030 con relación a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) 12 y 15.

 

Se examinaron los siguientes componentes del subprograma GEAMIN:

 

– Componente 1: Fortalecimiento de la Gestión Ambiental Minera Descentralizada.

 

– Componente 3: Apoyo a la Gestión Ambiental de Áreas Mineras Degradadas.

 

La AGN remarcó los siguientes hallazgos:

 

1. No existieron acciones de fortalecimiento de la gestión minera descentralizada en el marco del préstamo BID durante el período auditado.

 

2. No se logró avanzar en una regulación específica sobre la gestión integral de los residuos ambientales mineros o pasivos ambientales mineros.

 

3. La SEMIN no fue eficaz ni eficiente en el desarrollo de sus acciones para cumplir con los objetivos planteados en el contrato de préstamo.

 

4. La SEMIN no fue eficaz ni eficiente en el desarrollo de sus acciones para cumplir con los objetivos planteados en el contrato de préstamo.

 

5. La SEMIN no cuenta con un diagnóstico de base de los PAM existentes en el país y sus riesgos ambientales asociados.

 

6. La ejecución de las acciones de remediación en los sitios seleccionados fue incompleta e ineficiente.

 

7. La SEMIN no elaboró un programa ni realizó acciones de monitoreo y control en los sitios remediados luego del traspaso de las obras.

 

8. La información obtenida como resultado de la ejecución del programa GEAMIN no fue utilizada para desarrollar protocolos de actuación para ser utilizados en las futuras remediaciones.

 

9. La SEMIN no desarrolló las evaluaciones detalladas de los pasivos ambientales existentes en las ocho áreas degradadas consideradas prioritarias según lo establecido en el Contrato BID 1865 /OC-AR.

 

10. Durante el período auditado, 01/01/2018–01/05/2020, no se desarrolló un plan estratégico ni existieron avances significativos para la generación de instrumentos regulatorios, financieros, correctivos, tecnológicos orientados a la gestión integral de los PAM de manera sostenible.

 

11. El manejo integral de los PAM no se consideró como prioridad para la adopción/adaptación de las metas e indicadores referidos a los ODS 12 y 15. Durante el período auditado no existieron acciones de articulación y coordinación concretas tendientes a la incorporación de esta temática para el seguimiento de los ODS.

 

Como conclusión, estableció que uno de los principales desafíos para la gestión de pasivos ambientales mineros consiste en orientar la política minera no sólo hacia una gestión preventiva sino correctiva, que permita generar mecanismos de consenso para sancionar una normativa ambiental común que regule la gestión de los pasivos ambientales mineros de manera integral y sostenible, estableciendo una definición legal de los alcances de los pasivos ambientales mineros, identificando un régimen de responsabilidad clara, financiamiento específico y mecanismos de control y fiscalización.

 

El subprograma II GEAMIN tuvo entre sus objetivos fortalecer el marco institucional del Sistema Ambiental Minero Preventivo en las provincias, sin embargo, no se logró avanzar en una regulación específica sobre la gestión integral de los pasivos ambientales mineros, a pesar de haber sido uno de los objetivos centrales del “Programa de Gestión Ambiental para una Producción Sustentable en el Sector Productivo”.

 

Con respecto a la implementación y seguimiento de la Agenda 2030, durante el período auditado no existieron acciones de articulación y coordinación concretas tendientes a la incorporación de esta temática para el seguimiento de los ODS.