https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Lagarde advierte: “Lo que pase en septiembre dependerá de los datos”

 Muy seria ha estado Christine Lagarde, presidenta del Banco Central Europeo (BCE), en la rueda de prensa posterior a la decisión de tipos del Banco Central Europeo (BCE).

“El Consejo de Gobierno ha adoptado hoy nuevas medidas clave para garantizar que la inflación vuelva a situarse en el objetivo del 2% a medio plazo. El Consejo de Gobierno ha decidido elevar los tres tipos de interés oficiales del BCE en 50 puntos básicos y ha aprobado el Instrumento de Protección de la Transmisión”, ha confirmado Lagarde tras el comunicado del BCE.

“Esta decisión se basa en la evaluación actualizada de los riesgos de inflación y el objetivo es el retorno de la inflación al objetivo a medio plazo”, ha insistido.

Ojo a septiembre

Según ha explicado Lagarde, “en las próximas reuniones del Consejo de Gobierno, será conveniente una mayor normalización de los tipos de interés” pero ha reconocido que “lo que pase en septiembre dependerá de los datos”.. 

Tal como indicaba el comunicado, “la anticipación de la salida de los tipos de interés negativos permite al Consejo de Gobierno realizar una transición hacia un enfoque individualizado de las decisiones sobre los tipos de interés. La futura trayectoria de los tipos de interés oficiales del Consejo de Gobierno seguirá dependiendo de los datos y contribuirá a alcanzar su objetivo de inflación del 2% a medio plazo”. 

Además, Lagarde ha confirmado que, en el contexto de la normalización de su política, el Consejo de Gobierno evaluará las opciones para remunerar el exceso de liquidez.

Instrumento de Protección de la Transmisión

“El Consejo de Gobierno consideró que el establecimiento del TPI es necesario para apoyar la transmisión efectiva de la política monetaria. En particular, a medida que el Consejo de Gobierno continúe con la normalización de la política monetaria, el TPI garantizará que la orientación de la política monetaria se transmita con fluidez a todos los países de la zona del euro. La unicidad de la política monetaria del Consejo de Gobierno es una condición previa para que el BCE pueda cumplir su mandato de estabilidad de precios”, reza el comunicado del BCE.

Según ha explicado Lagarde, “el TPI será un complemento del conjunto de instrumentos del Consejo de Gobierno y puede activarse para contrarrestar una dinámica de mercado desordenada e injustificada que suponga una grave amenaza para la transmisión de la política monetaria en toda la Zona Euro”. 

“La magnitud de las compras depende de la gravedad de los riesgos que afectan a la transmisión de la política monetaria. Al salvaguardar el mecanismo de transmisión, el TPI permitirá al Consejo de Gobierno cumplir con mayor eficacia su mandato de estabilidad de precios”, ha indicado Lagarde.



investing