https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Los bonos marcan registros históricos en negativo

 


● El endurecimiento de los mensajes de la Fed y el BCE, la guerra de Putin, los datos macro y la inflación someten a los bonos.

La conjunción de estos factores, sin olvidar que China tiene confinada a una población de un área que equivale al 22 por ciento de su PIB, llevó a los bonos a apuntarse su mayor corrección de precios desde máximos. 

Este fenómeno se conoce como ‘drawdown’, pero nunca se había producido una caída de precios igual y, sobre todo, siendo el descenso superior al de las bolsas. 


En el mercado de bonos estadounidense, utilizando el índice agregado de renta fija de Barclays de retorno total de los último 50 años (1977-2022), si se cerrara ahora el ejercicio se obtendría la peor rentabilidad del periodo: rendimiento del -7,2 por ciento. 

De este modo, superaría con mucho el peor registro, que fue en 1994 con el -2,9 por ciento. Además, se viene de un 2021 que ya se cerró en negativo con un retroceso del -1,5 por ciento. 

Como verá en la serie, nunca se han dado dos periodos de un año completo con retornos totales en negativo. 

Es verdad que aún faltan dos terceras partes del ejercicio y la situación se puede revertir, pero el panorama es poco alentador y sin duda es posible el empeoramiento. 

También es cierto que, si siguen las caídas de precios, las rentabilidades que se alcanzarán a partir de este momento volverán a ser atractivas para inversores a largo plazo que no han estado cómodos con el riesgo en la renta variable. 

El escenario es complejo para los gestores de fondos de renta fija, ya que los refugios han sido muy escasos para los volúmenes que manejan y, por tanto, para los inversores conservadores que tienen en estos productos su forma de canalizar sus ahorros. 

También en este caso, la diversificación en tipos de gestión, de activos, plazos y categorías puede ayudar a mitigar el impacto negativo, pero ciertamente puede estar resultando muy complicado.

Podcast 'La mina'

En nuestra aproximación semanal a los criptoactivos, este viernes, Pepe Jiménez y Rafa Ares analizan stepn. Es la criptomoneda de moda.

Está asociada a una plataforma que remunera a sus usuarios con tokens por hacer ejercicio y llevar un estilo de vida sano. En poco más de un mes se ha revalorizado un 250 por cien, aunque no es oro todo lo que reluce. 

Mis boletines volverán el 18 de abril. Así que quiero desearle un feliz descanso en este paréntesis por Semana Santa. 


Josep Codina