https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Wall Street rebota fuerte por sobre la incertidumbre de guerra

 Mercado internacional

Si bien estamos a mitad de semana bursátil, los mercados extranjeros no dejaron de estar atentos a las noticias del fin de semana ni se tomaron feriados. La tensión en los mercados escala a medida que la invasión rusa sobre Ucrania suma un nuevo día de fuego abierto. Las cifras positivas y el mejor clima con que cerró la semana anterior se vieron disueltos el lunes y el martes, en medio de la incertidumbre de los inversores de Wall Street. Dos días que en lo general fueron representados por retornos negativos en un contexto signado por la alta volatilidad intradiaria que es protagonista en 2022.

No obstante, hoy la situación se tornó distinta con buenos números en los tres principales índices. El escenario en Ucrania se agrava, mientras que los bloqueos y sanciones globales a Rusia emergen a la par del crudo que sigue marcando ascensos hacia máximos. Si bien hoy Jerome Powell apoyó una suba del 0,25% en las tasas para marzo, la posibilidad de que sean 0,50% para dicho mes parece diluirse. En este sentido, Wall Street posiblemente consideró que los efectos inflacionarios colaterales en el petróleo y otros commodities potenciados por la situación bélica no podrían abordarse directamente con política monetaria agresiva sin que perjudique el actual contexto y presione a una recesión, por lo que el mercado podría considerar una postura más laxa a las expectativas que marcaban las cotizaciones actualmente.

Tanto el S&P 500, el Nasdaq, como el Dow Jones redondean el 2% positivo de retorno diario, impulsados por una lista totalmente positiva de los principales sectores, incluidos los de energía, más precisamente de petróleo y gas, que no ceden presión ante un temor de disponibilidad y que como consecuencia puedan exponer aumentos que agraven la tendencia inflacionaria global. Además de los máximos en el crudo, el resto de los commodities también influencian el escenario con subas que se extienden a metales como el aluminio o hacia los alimentos entre los que se ubica el trigo.

Con menor peso, el informe privado de empleo ADP marcó números mejores a los estimados, sin embargo, los datos oficiales sobre febrero se esperan para el viernes. Mientras tanto, la cautela rige entre los inversores, con un contexto que presenta oportunidades meticulosas sobre la base de un mayor riesgo esperado y un panorama bélico incierto.

Para finalizar, las criptomonedas vienen presentando un mejor desempeño que podrían verse incentivados al ser una alternativa de salida de capitales ante el bloqueo a Rusia. Hoy, entre altibajos usuales, presentan retornos moderados.

Mercado local
En cuanto a las acciones argentinas cotizantes en la plaza neoyorquina, los ADR marcan fuertes subas sin exclusión de sector alguno. Además de un mercado de referencia que incentivó a ser compañero de buenos resultados, las mejores expectativas de un acuerdo con el equipo del FMI volvieron a estar presentes ayer en boca de Alberto Fernández, en el marco de la apertura de sesiones ordinarias en el Congreso. En este contexto, el Presidente espera que pasada la primera quincena de marzo el proyecto ingrese al Congreso para su aprobación. El acuerdo persiste en ser tolerante para el país y sin grandes ajustes, ofreciendo en el corto y mediano plazo una flexibilidad a la macro para obtener un mejor equilibrio económico.

En este sentido, las cifras de las acciones en Wall Street ascendieron con elevados y significativos retornos que llegaron a ser superiores al 7% en casos como el Banco Supervielle (SUPV), Edenor (EDN) o YPF.

Con relación a las posiciones locales en pesos, los activos en pesos se acoplaron a los dos días de feriado, tanto en acciones, bonos como Cedears, entre otros. No obstante, las fuertes subas también se vieron reflejadas con ascensos de hasta el 10,11% en el caso de Pampa (PAMP) o YPF con el 8,87%. De esta forma, el índice Merval se ubicó en los 90.248 puntos con un avance de 2,58%.

Por su parte, los bonos en dólares se mostraron reacios y expusieron fuertes bajas en gran parte de la curva, sobre todo en los títulos más líquidos, AL30d y GD30d, que plasmaron bajas de 2,16% y 2,39% respectivamente, y esto deviene en una situación de mayores dudas y bajo atractivo por parte de los inversores.

Además, en cuanto a los bonos que ajustan por CER, las cotizaciones volvieron a exponer ascensos a lo largo de toda la curva. El atractivo se genera ante las dudas que se presentan en las lecturas sobre las condiciones y el contexto macroeconómico local. En este sentido, las expectativas inflacionarias se mantienen elevadas y los bonos CER se posicionan como los activos predilectos para las inversiones en pesos que buscan una de las mejores coberturas posibles de tasa real positiva por encima de la inflación.




Javier Rava

Director