https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

La rueda no acompañó, pero marzo no se rinde

 Mercado internacional

Hoy los principales índices de Estados Unidos iniciaron la jornada con una muy mala imagen que colocaba, por ejemplo, al Nasdaq por debajo del 1% en contra. Sin embargo, las horas de rueda abierta fueron devolviendo una mejor posición para el índice tecnológico que estuvo cerca de recuperar el terreno cedido, pero el desenlace fue otro, tanto el Nasdaq como el Dow Jones y S&P 500 se mostraron con un día flojo que se profundizó hacia el cierre.

En este sentido, sumando al análisis de los últimos días, por momentos daría la sensación de que Wall Street intenta agotar las malas noticias, entre estos, el conflicto bélico y sus consecuencias, aunque días como hoy dejan en claro que no se olvida por completo, ni tampoco se desprende de la elevada inflación global.

Si bien la semana anterior de la plaza neoyorquina fue una de las mejores del corriente año y lo que va de esta semana recorre un camino similar, la tensión persiste y el mercado no está ajeno a caídas si los factores pesimistas se acrecientan, es decir, si la economía se resiente, el flujo del petróleo se ve afectado o la guerra se expande de las fronteras ucranianas, incluida también la presión que pueda sumar la FED.

En referencia al factor crudo, Biden prevé reunirse con líderes del viejo continente para estructurar nuevas condiciones respecto al petróleo y gas proveniente de Rusia, aunque la tensión alrededor de esto es elevada debido a que países de la Unión Europea como Alemania se niegan a avanzar con un embargo a causa de la dependencia de la importación rusa, ya que son significativos porcentajes difíciles de reemplazar en el corto plazo. Hoy, el WTI y BRENT ascienden a alrededor del 4,5%, con precios cercanos a 115 y 120 dólares respectivamente.

Mientras tanto, un contexto en Wall Street que se desprenda de parte del pesimismo se celebra y es bien recibido con mejor ánimo general en las cotizaciones y con un mes que se encamina a amortiguar parte las bajas de los primeros dos meses del año; a pesar de la caída de hoy.

No obstante, lo cierto es que el mercado está incierto, el riesgo se mantiene presente y la cautela no es dejada de lado. Si bien los índices acumularon interesantes ascensos durante los últimos días, no se termina por depositar una máxima confianza o convencimiento, aunque sí un mejor ámbito de mercado, una volatilidad más acorde, y mejor proyección y fundamentos.

Mercado local
Entre los factores que impactan al mercado local, una de las noticias fue que Argentina acordó con el Club de París un nuevo “puente de tiempo” y logró extender el pago de marzo por dos años y medio, la misma duración que el programa con el FMI. En este marco, Guzmán seguirá renegociando los detalles con la entidad.

Por otro lado, el Banco Central oficializó una nueva suba de tasas, la tercera en el año. El incremento es de 200 puntos básicos sobre las Leliqs, que pasaron de 42,5% a 44,5%. El hecho se ejecuta en un entorno de aceleración inflacionaria y con el objetivo de acercarse a una tasa real positiva.

En cuanto a las cotizaciones, los ADR experimentaron un moderado mejor desempeño que el mercado referente de EE. UU, con cotizaciones mixtas. De forma individual, entre las acciones argentinas cotizantes en el exterior, Vista Oil (VIST) logró avanzar más del 8% a la par de las subas del crudo.

Medido en pesos, el índice Merval cerró la rueda apenas positivo con el 0,10% y en los 90.263 puntos. A su vez, el monto operado de las acciones locales por muy poco no llegó a los dos mil millones de pesos, exactamente fue de 1.987 millones contra los 1.439 millones de ayer.

Para finalizar, los bonos soberanos en dólares experimentaron bajas en ambas legislaciones y a lo largo de toda la curva. Los bonos referentes AL30d y GD30d presentaron caídas de 1,57% y 1,60% respectivamente. Con estas cifras, ya son varias ruedas en las que no exponen buenos retornos diarios y el acuerdo tampoco parece haberles modificado el ánimo. Por el momento, no denotan un interés que los movilicen desde los mínimos.

Javier Rava

Director