EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Carlos Melconian; todos «deberían ir desempolvando el manual básico de supervivencia»

 Melconian pronosticó meses difíciles Melconian pronosticó meses difíciles y sugirió desempolvar un «manual básico de supervivencia»

PESIMISMO. El expresidente del Banco Nación advirtió sobre los peligros que enfrenta la economía, aun en caso de que el país logre un acuerdo con el FMI

En tono pesimista, el economista Carlos Melconian pronosticó ayer que, pase lo que pase con las negociaciones del país con el Fondo Monetario Internacional, serán meses complicados en los que todos «deberían ir desempolvando el manual básico de supervivencia».

Fue durante una disertación frente a unos 150 hombres y mujeres de negocios en un almuerzo organizado por la Fundación Mediterránea, en el que alertó sobre el curso de los próximos dos años.

Durante su presentación, el economista dio recomendaciones «a la política y al empresariado por igual» para prepararse hacia 2023.

La brecha al 100%

«Con independencia de lo que pase, tenemos una brecha [cambiaria] del 100%; la oferta de dólares para 2022 está por debajo de la demanda potencial y en marzo vence la primera cuota impagable del préstamo de 2018. El respaldo político a todo lo que se haga de aquí en adelante es importante», explicó. Además, Melconian expresó su preocupación sobre el nivel de las reservas del Banco Central (BCRA), que considera que estarían en terreno negativo «si no fuera por el oro».

Aunque expresó que todavía es muy temprano para suponer qué ocurrirá tras los comicios presidenciales dentro de dos años, dijo que las medidas necesarias para sostener la situación económica hasta ese entonces no agradan al oficialismo porque «no los va a hacer ganar elecciones». A su vez, advirtió a la oposición que «no pueden pensar que ya están adentro del gobierno».

Ahí es donde el expresidente del Banco Nacion habló de un manual básico de supervivencia que «hay que ir sacándolo de la mesita de luz y vamos a tener que usarlo a cada rato», señaló. Desde su visión, aunque el Gobierno presente un plan económico y logre llegar a un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), los indicadores económicos se encuentran en niveles alarmantes con poca posibilidad de mejora en los próximos años. «Va a ser un trabajo no en equipo, en un país anormal, retraído y empobrecido», presagió sobre el resto del mandato de Alberto Fernández. Y agregó: «El Ejecutivo tiene un lío desde el momento de la elección de la fórmula. Tiene un problema con las dos caras.

Es un Poder Ejecutivo no apto para cardíacos».

En tanto, desde la Fundación Mediterránea deslizaron su interés por darle impulso al expresidente del Banco Nación como figura política. Su visión crítica del Gobierno amalgamaría el sentimiento del empresariado, que lo impulsó para ser el futuro conductor del Ieral para generar un programa económico (ver aparte).

«La política y la economía pueden andar separadas. De lo que nos tenemos que preocupar es de que uno más uno sea dos en la producción. Tenemos que aprovechar la última elección de la sociedad en términos de poner límites y ponernos a trabajar para separar la lógica de la política», dijo.

El evento, en el que no se anunció públicamente el nuevo cargo de Melconian en la fundación a pesar de su disertación, contó con el apoyo de empresas como Claro, Coca Cola, Flybondi, Uber, Telecom, Aeropuertos Argentina 2000, Andreani, BBVA, Arcor, Grupo Peñaflor y Sancor, entre otros.

«La política se tiene que convencer de este triste desafío de estabilización, reformas y cambiar el régimen económico. Empezar a respetar las leyes básicas: equilibrio con heterodoxia, dejar planteos como quemar el Banco Central, reformar el Estado o bajar el gasto de la política, que son irritantes», cerró.

Fuente: La Nación