EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

¿Qué son y cómo funcionan los nuevos Exchanges Descentralizados (DEX)?

 

Especial de Nicolás Litvinoff para el Diario La Nación

El mundo de las finanzas y las inversiones está viviendo un impresionante proceso de transformación gracias a la irrupción de las blockchain y las DeFi (Finanzas Descentralizadas).

La capitalización del criptomercado, muy cercana a los 2 trillones de dólares, crece al compás del interés de los grandes inversores institucionales, que comienzan a proyectar un sistema dominado por las nuevas tecnologías en un plazo no mayor a los 10 años.

Como hemos visto en columnas anteriores, la evolución de las finanzas obliga a los inversores a conocer nuevos términos y conceptos para aumentar las posibilidades de incrementar su patrimonio.

Entre los protagonistas del nuevo mundo financiero están los DEX (Exchanges Descentralizados), que utilizan tecnología de punta para desbancar a los agentes de Bolsa tradicionales y poseen un esquema de funcionamiento mucho menos oneroso y burocrático que sus antecesores.

En la columna de hoy, vamos a conocerlos.

Qué es un DEX

Los DEX son plataformas online donde se pueden realizar intercambios de criptoactivos sin la participación de intermediarios que cobren comisiones ni de una autoridad reguladora como una Comisión Nacional de Valores o un Banco Central.

Allí, las operaciones son Peer-to-Peer (P2P o persona a persona, en una adaptación al castellano), aunque con ciertas funcionalidades que las vuelven más eficientes que las plataformas P2P tradicionales.

A continuación, repasamos las principales características de los DEX:

  • No reciben ni envían transferencias de dinero. Solo pueden ser fondeados con criptoactivos, incluidos los stablecoins.

 

  • No requieren la apertura de cuenta para operar ni ningún tipo de verificación. No es necesario especificar siquiera un correo electrónico. La única condición para intercambiar criptoactivos es contar con una wallet (billetera digital) y que esté vinculada o linkeada al DEX en cuestión.

 

  • Ofrecen varias modalidades de operatoria e inversiones. Además de intercambiar tokens (por ejemplo, vender Ethereum y comprar Dogecoin), en algunas plataformas se puede realizar staking (prestar tus criptoactivos a la red y cobrar un interés), hacer colocaciones en pools de liquidez (prestar tus criptoactivos para generar liquidez en un intercambio de tokens determinado), jugar a una criptolotería y comprar y vender NFTs (Activos No Fungibles), entre otras operaciones posibles.

 

  • Emiten tokens de gobernanza que pueden ser adquiridos en las mismas plataformas y que otorgan derecho a voto al momento de tomar decisiones respecto de las comisiones que se les cobran a los usuarios, la apertura de nuevas unidades de negocios y más.

 

  • No tienen un centro de atención al cliente ni un asesor financiero con quien hablar para realizar una operación. Funcionan con contratos inteligentes programados de antemano para que la persona que invierte tenga el camino allanado para realizar la operación y el servicio le resulte mucho más barato que con un intermediario tradicional.

Paso a paso: cómo utilizar un DEX

El primer paso es elegir la blockchain donde queramos operar. Las más populares son Ethereum y Binance Smart Chain, pero también existen otras como Solana o Cardano que se encuentran en pleno desarrollo y son cada vez más demandadas por los usuarios.

La blockchain de Ethereum es considerada la más segura y líquida el día de hoy, con un Total Value Locked (TVL) superior a los 80.000 millones de dólares en criptoactivos. Dentro del conjunto de DEX que posee esta red, Uniswap es el DEX más antiguo y utilizado.

Entonces, si quisiéramos operar con Uniswap, lo primero que debemos hacer es descargarnos una wallet gratuita que sea compatible con el protocolo. Por ejemplo, MetaMask o Trust Wallet. Es muy importante anotar y conservar de manera segura la llave privada (una serie de 12 palabras) que nos otorgará la wallet cuando iniciemos el proceso.

Luego, debemos adquirir por un lado Ether (el token de Ethereum que se utilizará para pagar las comisiones que generen las operaciones) y el o los criptoactivos que queramos intercambiar o invertir a tasa, a fin de transferirlos a nuestra nueva wallet. La compra de criptoactivos puede realizarse a través de un exchange local o bien en una operación P2P.

Por último, debemos ingresar al sitio de Uniswap y presionar en “conectar una cartera”, de manera tal que nuestra wallet quede habilitada para operar directamente con los contratos inteligentes del protocolo.

Finalizado este proceso, estaremos en condiciones de realizar todas las operaciones que el DEX permita. En Uniswap los usuarios son cientos de miles y le dejan al protocolo casi 4 millones de dólares de ganancias por día.