EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé 2021: ¡gloriosos!

 

Cada uno en su especialidad, aportan unas sensaciones inolvidables.

Todos hemos tenidos días complicados en el trabajo, pero en mi profesión también se viven jornadas realmente apasionantes. Huelga decir que durante la semana de pruebas del BMW M2 CS y el M8 Gran Coupé First Edition disfruté cada momento al volante, hasta el punto de que pocas veces antes me había costado tanto devolver unos vehículos. 

Seguro que a ti no te extraña, pues hablamos de un modelo compacto casi de culto, que se convertirá en un coche que romperá subastas dentro de unos años, y de un gran turismo con una capacidad de aceleración sobresaliente. ¡Vaya pareja! 

Galería: Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

Nos decantamos por estos dos modelos para demostrar lo nutrida y amplia que es la maravillosa familia de BMW M. Podemos disfrutar de un Motorsport en formato coupé y también de un enorme vehículo con más de 5,0 metros de longitud, sumando además los SUV disponibles. En fin, como suele decirse, hay una opción para cada gusto y necesidad. 

Como introducción, ¿qué te parece sumar las potencias y los precios de nuestros protagonistas? En total, alcanzan los 1.075 CV e implican un desembolso conjunto de 325.800 euros. Ay, quién fuera rico...

Toggle POIs
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

Vamos a comenzar por el M2 CS, que me dejó completamente maravillado. Sin duda, esta edición limitada a 75 unidades en España es una oda a la diversión al volante y tiene todo lo que cualquier 'petrolhead' demandaría. 

A la hora de nombrar sus componentes 'pata negra', deberías tomar asiento porque la lista es realmente extensa. Empezamos por diversos elementos en fibra de carbono, como las carcasas de los retrovisores, el spoiler, el difusor, el techo y el capó. ¿El resultado? 1.550 kilos de peso en vacío.

La vista se desviará también hacia las cuatro salidas de escape y a unas llantas de aleación 19 pulgadas en color dorado, que camuflan parcialmente pinzas delanteras de freno de seis pistones y traseras de cuatro. Por cierto, los discos pueden ser carbocerámicos, aunque los de serie ya son especialmente 'contundentes', con 400 milímetros de diámetro los del eje anterior y 380 los del posterior. 

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

El sobresaliente motor es un bloque biturbo de gasolina, con 3,0 litros y seis cilindros en línea, que entrega 450 CV a 6.250 rpm y un par de 550 Nm entre 2.350 y 5.500 vueltas. Sí, se combina con una caja manual de seis velocidades, que realiza automáticamente la maniobra punta-tacón en reducciones de marcha, aunque también está disponible la transmisión automática de doble embrague M-DCT, de siete relaciones. 

Como mandan los cánones, el tren motriz es el trasero y, para gestionar el torrente de fuerza, se apoya en un diferencial activo, cuya gestión puede modificarse con los programas disponibles: Efficient, Sport y Sport Plus. Con estos modos, también se adaptan la suspensión M, la respuesta mecánica y la asistencia de la dirección.

En este caso, lo mejor es crear tu propio 'coche a la carta' y memorizarlo con los mandos M1 y M2, disponibles en el volante. De este modo, dispondrás de tus configuraciones favoritas en un santiamén. 

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

El benjamín de los BMW M, en esta versión especial, firma 280 km/h de velocidad máxima y una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,2 segundos. Por si lo valoras, el consumo medio se sitúa en 9,9 litros cada 100 kilómetros y nosotros estuvimos algo por encima de los 10,0 realizando todo tipo de conducciones.

En el apartado práctico, cabe recordar que este modelo dispone de cuatro plazas y las traseras no son especialmente amplias (además de que el coche carece de puertas posteriores). Por su parte, el maletero ofrece 390 litros, que es prácticamente la misma cifra que en el Serie 1. 

En el interior es donde queda patente la veteranía del Serie 2 Coupé, ya que cuenta con una instrumentación analógica y un diseño más convencional que en los últimos BMW. No obstante, la ergonomía es buena, algo que, al fin y al cabo, también se valora especialmente en una conducción deportiva.  

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

Pero déjame que te hable de sensaciones, que es lo que prima aquí. Lo primero que quiero destacar del BMW M2 CS 2021 es el brutal rendimiento que ofrece la mecánica, pero sobre todo la ausencia del efecto 'turbo lag'. En ningún momento, el motor se queda vacío de fuerza y en cuanto se engrana una marcha más con la caja manual, sigue empujando como un poseso. 

Además, al superar las 4.000 revoluciones (algo no especialmente difícil, pues los desarrollos son más bien cortos), el sonido se vuelve aún más puntiaguado, una melodía que emociona a cualquiera, más aún cuando sientes que tu espalda se pega al magnífico baquet de cuero y Alcantara.

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

La función punta-tacón automática resulta especialmente efectiva, ya que nos permite soltar el pedal del embrague sin tener que retenerlo, y la respuesta en curvas del coche es tan magnífica que no cesarás de buscar tramos 'ratoneros'. ¡Qué bien se mete en los giros y qué ligero se siente el coche!

En este ámbito, el excepcional trabajo del autoblocante nos permite ser contundentes con el acelerador a la salida de curvas con el asfalto seco. De hecho, no entra en acción el control de estabilidad, con lo que la motricidad no es tan crítica como se podría pensar, al menos en una 'simple' conducción deportiva, no extrema.

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

Eso sí, si te encuentras en un circuito de velocidad o si te pones en modo piloto con la carretera mojada, podrás marcarte unas 'cruzadas' de infarto con este coche... y eso que lleva neumáticos traseros con 265 milímetros de sección (245 los delanteros). Por cierto, el freno de estacionamiento es manual.   

Al principio, puede que te parezca que el volante de Alcantara tiene un aro demasiado grueso, pero no tardarás en acostumbrarte a él. La suspensión es firme en los programas más deportivos, pero no llega a ser tortuosa. En fin, que los 103.900 euros que cuesta el M2 CS suponen una inversión elevada, pero gratificante, te lo aseguro. 

Toggle POIs
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

Ahora, pasamos a otro tipo de diversión, más 'aristocrática', por decirlo de algún modo. Sí, porque el BMW M8 Gran Coupé First Edition, basado en la versión Competition, emociona de otra manera. Más que por su forma de superar curvas, sobresale por su capacidad de aceleración y su motricidad 'a prueba de bomba'.

Ojo, con esto no quiero decir que el coche no se mueva bien por terrenos serpenteantes. De hecho, es un vivo ejemplo de que la física puede que no sea tan exacta como parece, porque a pesar de que este coche supera los 5,0 metros de longitud y ronda la 2,0 toneladas de peso, se mueve como una berlina mucho más compacta y ligera. 

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

Como hicimos antes con el M2 CS, vamos a ver qué hace tan especial a esta serie limitada ¡a seis unidades! para España. Además del color exterior Aurora Diamond Green metalizado, resaltan especialmente las inserciones de color bronce en la parrilla, el marco de las ventanas, las branquias laterales y también en diversas molduras.

Esa opción cromática también se aplica en las llantas de aleación de 20 pulgadas, mientras que el amarillo ha sido el tono elegido para personalizar los faros con tecnología láser. Difícil pasar desapercibido... 

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

El elegante interior queda personalizado con la tapicería de cuero Merino, la consola central en color Piano Black, la inscripción First Edition 1/400 y los umbrales de las puertas con grafismos dorados. 

En el apartado mecánico, podemos presumir de estar ante el BMW más potente... si exceptuamos el M5 CS, con 635 CV. En este caso, son 625 extraídos del conocido propulsor 4.4 V8 biturbo, que trabaja junto con la transmisión automática con convertidor de par M Steptronic, de ocho velocidades y función Drivelogic (tres gestiones seleccionables en el propio pomo), y la tracción total M xDrive, capaz de variar entre uno o dos ejes motrices, con el fin de poder mantener la 'pureza' de la propulsión en momentos puntuales. 

Las prestaciones son de aúpa, pues completa la aceleración de 0 a 100 km/h en tan solo 3,2 segundos y su velocidad máxima está autolimitada electrónicamente a 250 km/h. ¿El consumo? 11,1 litros en ciclo combinado según WLTP, que son más si realizamos una conducción con picante. 

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

Este 'cochazo' puede acoger a cinco ocupantes en su interior, aunque es verdad que las plazas traseras quedan algo limitadas por la caída del techo. Sin duda, aquí se da preferencia al diseño, frente al componente práctico. En cuanto al maletero, son 440 litros, que no es una cifra muy elevada teniendo en cuenta la longitud del modelo, pero que sí da para las maletas de varias personas.

Respecto al M2 CS, el habitáculo es mucho más moderno, pero al haber más mandos, el tiempo de adaptación es algo mayor. No obstante, en BMW ese apartado de la ergonomía está bastante bien resuelto, con lo que te sentirás como en casa en muy poco tiempo. 

Ya decíamos antes que el M8 Gran Coupé First Edition también es un coche con 'sangre caliente', como queda patente con el sonido variable del escape y también con los programas Comfort y Sport para el equipo de frenos, en función del tipo de uso que se vaya a realizar.

Otras tecnologías que están ahí a la hora de abordar curvas son la Dirección Activa Integral (ruedas directrices traseras), la suspensión adaptativa M, el diferencial trasero activo y la dirección M Servotronic, con asistencia y desmultiplicación variables. Todo puede quedar rematado por discos carbocerámicos. 

En materia práctica, es alucinante cómo gana velocidad este coche. Los límites legales se alcanzan en un suspiro y, además, la sensación que vives dentro es que el ritmo es menor del que realmente es, pues la sonoridad aerodinámica queda verdaderamente atenuada. Además, la tracción total impide tirones bruscos en la dirección o pérdidas de trayectoria.

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

A la hora de abordar curvas, las rápidas no tienen secretos para el M8 Gran Coupé First Edition, mientras que en las lentas lógicamente no es tan efectivo como vehículos más pequeños, pero no se le 'saltan las costuras', pues también las supera con mucha entereza, y las ruedas directrices aportan un plus dinámico muy valioso.

De hecho, si alguien condujera este coche sin saber el modelo, posiblemente te diría que está ante un Serie 5 o incluso algo más compacto. Los 'trucos' de los ingenieros de BMW M sirven para mucho...

No te voy a engañar: toca pasar por caja con este gran turismo. Nada menos que 221.900 euros hay que abonar, pero claro, hablamos de uno de los modelos más exclusivos de BMW con el equipamiento más completo que puede tener.  

Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition
Prueba BMW M2 CS y M8 Gran Coupé First Edition

En fin, ¡qué corta se puede pasar una semana teniendo estos dos modelos en tu garaje! Es cierto que los dos parten de filosofías diferentes, pero tienen en común una conducción emocionante, ya sea devorando curvas, como el M2 CS, o acelerando sin piedad en vías principales, como el M8 Gran Coupé. ¿Con cuál te quedarías?





motor1.com