BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Gestión Federico Achával Pilar: La indignante historia de la chica que murió por desnutrición ante la inacción del estado

 Se trata de Iris, una adolescente que pesaba 20 kilos y tras su tercera internación falleció en el hospital Juan Sanguinetti. Su familia había solicitado asistencia previamente, pero el municipio nunca los escuchó. Como si fuera poco, una jueza con polémico prontuario rechazó el amparo presentado por el tío de la víctima.


“El hambre tiene que ser una lucha de todos”, decía el flamante sucesor de Nicolás Ducoté en diciembre pasado, Federico Achával, en la presentación del Consejo Municipal Argentina y Pilar contra el hambre. Diez meses más tarde, murió Iris por desidia de su gestión, en Villa Rosa (Pilar). Las contradicciones y la hipocresía del empresario, hijo del socio de Cristóbal López en varios bingos y casinos, ante los constantes pedidos de ayuda de la familia de la joven. 

“Tuvo tres internaciones: una en diciembre y otra en mayo, en el hospital de Niños, donde los médicos le habían diagnosticado bajo peso, y la última en el hospital central de Pilar Juan Cirilo Sanguinetti, cuando terminó falleciendo”, contó el tío de la víctima, en diálogo con REALPOLITIK, Víctor Manuel Destefanis. En tanto, agregó: “Durante la pandemia, el padre de Iris (el hermano) la llevaba a la salita cerca de su casa y siempre la mandaban de vuelta”. 

“El viernes 2 de octubre ella se sentía mal y pidieron una ambulancia que tardó dos horas en llegar hasta que a la noche, ya internada, desde el hospital llamaron a su padre y finalmente murió”, narró el tío de Iris sobre sus últimos minutos con vida. Además, como si fuera poco, comentó indignado que una médica del nosocomio “quiso hacer pasar la muerte por COVID” tras el pedido a su hermano para que firme el acta correspondiente, quien “sabe escribir y leer muy poco”. 

Con respecto al rol del municipio de Pilar, explicó: “No nos daban respuestas y las necesitábamos porque no sabíamos qué había pasado; por eso hicimos una marcha para que nos reciba el intendente Achával, pero nunca lo hizo”. Por otra parte, desde la comuna le aclararon que “no hay registros” que Iris estuvo internada en el hospital Sanguinetti. 

Asimismo, hizo referencia a la situación económica que afrontan los padres Juan Fabiana. “Varias veces pidieron ayuda al municipio por el problema habitacional y nunca les resolvieron nada; mi hermano no tiene trabajo, no ve y la señora tiene una pensión por discapacidad, por la que no les dieron el IFE ni la tarjeta alimentaria”. En este sentido, amplió: “Ganan 12 mil pesos para pagar el alquiler, los impuestos y sobrevivir”. 

LA (IN)JUSTICIA 

Dada la inacción de la municipalidad que al menos posibilitó “la gran ayuda de los vecinos”, Víctor recurrió a la Justicia y presentó un amparo contra las autoridades comunales. “Lo mandé a San isidro, al juzgado de Familia, y en el sorteo salió una jueza de penal que me negó el amparo por falta de pruebas”, afirmó. Sin embargo, el denunciante indicó que la magistrada (Victoria Elías García Maañón) “no movió un dedo y tomó su determinación durante el mismo día que fue elegida para la causa”. 


Acción de amparo con medida cautelar. 

Cabe destacar que el desempeño de la jueza de Ejecución Penal de San Isidro está en el ojo de la tormenta por sus antecedentes en otorgar libertadas transitorias. Un caso paradigmático fue la excarcelación que le otorgó a Marcelo Ameijeiras, el preso que tomó a una familia de rehén en Tortuguitas. Además avanzó en una decisión similar con el recluso que después asesinó a un jubilado en un asalto en San Miguel. “Está comprada por el municipio”, determinó Víctor sobre su decisión inmediata de rechazar el amparo. 


Resolución de la jueza Victoria Elías García Maañón.

“Yo le pedí informes al Hospital de Niños, al Sanguinetti, a la escuela, al municipio y a la asistente social del distrito; presenté pruebas porque los funcionarios municipales insisten en que la nena no estuvo internada”, remarcó. Igualmente, se refirió a un escrito que envió para que sea tratado en la sesión del Concejo Deliberante local: “La presidenta (Claudia Pombo) me dijo que no llegó nada cuando lo mandé cuatro veces” y "ahora me contaron que la van a terminar tratando”. 

Finalmente, hizo mención a la suma exorbitante (100 mil pesos) que le piden para que la causa se eleve directamente a la Corte Suprema de Justicia de la Nación, cuando su familia “no tiene para subsistir” e insistió con el pedido de justicia para su sobrina y que le “resuelvan la cuestión habitacional a mi hermano y su señora”. 


(www.REALPOLITIK.com.ar)