https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Agosto cerró con un déficit financiero de $ 218.615 millones

El sector público nacional tuvo en agosto un déficit primario de $161.071 millones y financiero (incluyendo servicios de la deuda) de $218.615 millones, principalmente por el impacto de la pandemia de coronavirus y las medidas de urgencia en medio del aislamiento social, que provocaron un aumento interanual del gasto del 24,1% en términos reales.
La información fue suministrada por la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC) y se anticipa en diez días a la que dará en el mismo sentido el Ministerio de Economía el próximo 21 de septiembre, si no hay una postergación en el calendario. Los resultas representan una desmejora respecto de agosto de 2019 de $287.284 millones en el resultado primario, que fue entonces superavitario en $126.213 millones y de $316.292 millones en el resultado financiero, que también había sido positivo en $97.677 millones. En agosto los ingresos totales de la Administración Nacional ascendieron a $382.752 millones, lo que representó una caída nominal del 12,4% y real del 37,9% según el cálculo de la OPC. En la evolución interanual debe contemplarse que “en agosto de 2019 se habían recibido $127.000 millones de utilidades transferidas desde el BCRA”, que no se recibieron el mes pasado. Si se excluye esa aporte de la autoridad monetaria hace un año, la contracción de los ingresos totales se modera, con una variación de 12,4% en términos reales.   



“Los principales componentes de los recursos corrientes, los ingresos tributarios y los recursos provenientes de la Seguridad Social, registraron caídas de 10,6% y 10,8%, respectivamente, debido principalmente a los efectos económicos de la pandemia por COVID-19”, destacó la entidad dirigida por Marcos Makón. En cuanto a los gastos, los primarios totalizaron $543.823 millones y se expandieron un 75,1% en términos nominales y 24,1% en valores reales. Al incluir el pago de los intereses de la deuda, que alcanzó $57.544 millones, los gastos totales ascendieron a $601.367 millones, con un incremento nominal de 77,3% y real de 25,7%. Según la OPC, los gastos asociados al coronavirus en agosto alcanzaron a $116.918 millones aproximadamente y si se los excluye del cálculo, el gasto primario no hubiera crecido sino caído 2,6% en términos reales. El resultado de la evolución de los ingresos y los gastos implicó una desmejora de los resultados primario, que pasó de un superávit de $126.213 millones en agosto de 2019 a un déficit de $161.071 millones el mes pasado. A diferencia de lo que venía ocurriendo en los últimos meses, las rentas de la propiedad (principalmente utilidades del Banco Central), alcanzaron a $9.994 millones con una contracción nominal del 92,7% y real de 94,8%. El 89,5% del nivel percibido en este rubro correspondió a los recursos originados en el Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS), que sumaron $8.947 millones y registraron una disminución real de 25,4%. Por último, los ingresos de capital totalizaron $8.310 millones y se retrajeron 47,9% en términos reales, debido principalmente a que en agosto de 2019 habían ingresado $11.190 millones por la venta de activos provenientes del FGS de la ANSeS, mientras que el mes pasado se percibieron $8.263 millones por igual concepto.








NA