https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Bolsa: Lo peor no ha terminado, dicen los analistas técnicos - Carlos Montero

El rebote del mercado de acciones tras el desplome de diciembre ha sido destacable, pero los mercados pueden volver a desplomarse tras este rebote, según algunos analistas técnicos del mercado. Al principio de esta semana, el Dow y el índice del S&P 500 cotizaban con subidas del 10% desde sus mínimos correctivos del 24 de diciembre.
Los rebotes actuales son valores atípicos históricos: desde la Segunda Guerra Mundial, solo se han registrado otras 12 caídas del 15% o más en el lapso de tres meses que fueron seguidas inmediatamente por un incremento del 10% o más en 10 días hábiles o menos.
¿Cuánto tiempo más durará el rally? No mucho más, según varios indicadores técnicos, que muestran que las acciones estadounidenses han alcanzado las llamadas condiciones de sobrecompra de medio plazo.
Tony Dwyer, estratega jefe de mercado en Canaccord Genuit, dice que los mercados están tensos, citando la divergencia de convergencia del promedio móvil, o indicador MACD, una medida de impulso de las acciones.
Aunque generalmente se implementa para encontrar señales de compra para acciones individuales, cuando el amplio mercado está mostrando un impulso abrumador al alza, actúa como una señal de "venta" contraria. Una lectura particularmente alta puede significar que estamos ante una potencial venta o giro bajista.
Dwyer dijo que en los últimos 10 días, el indicador mostró que el 71,1% de los componentes del S&P 500 mostraron un rápido impulso al alza, mientras que también señaló que el mercado solo ha superado la marca del 70% cinco veces desde 1990.
"Las cinco instancias se produjeron después de un rápido repunte de precios desde mínimos", tal como hemos visto en las últimas semanas, según Dwyer. "En cuatro de los cinco casos, el mínimo anterior ocurrió después de la señal, lo que sugiere que el mínimo reciente de diciembre se volverá a probar por lo menos antes de volver a la tendencia alcista en 2019."
En otras palabras, en el 80% de los casos desde 1990, cuando los mercados han visto tantas acciones rebotando tan fuerte, como ahora, los índices bursátiles cayeron a nuevos mínimos poco después.
Tom Essaye, presidente del informe Sevens, advierte a los clientes la semana siguiente que los indicadores técnicos no parecen buenos para las acciones en el medio plazo, incluso cuando ve que los mercados podrían subir ene l corto plazo.
"La parte más desalentadora de este rally de tres semanas es que se ha producido en volúmenes relativamente bajos", escribió. Señala que los 25,6 millones de contratos de futuros del S&P cambiaron de manos en las dos semanas previas a la Navidad, mientras que solo se intercambiaron 15,1 millones durante las dos últimas semanas del año. "A pesar de que las opciones expiraron, la venta masiva de gran volumen subrayó el hecho de que los vendedores han tenido mucha más convicción que los compradores en las últimas semanas", escribió.
Essaye señala los 2.560, 2.599 y 2.651 como niveles de resistencia clave difíciles de superar, a falta de noticias optimistas importantes en los frentes macro o de resultados empresariales. "Una gran cantidad de volumen se intercambió de manos en esta área, y un gran volumen a menudo actúa como un imán para el mercado cuando las condiciones son de sobrecompra o sobreventa como lo son ahora".
Mientras tanto, Chris Kimble, fundador de Kimble Charting Solutions señala que al observar el promedio mensual del S&P 500, la venta masiva de diciembre provocó que el S&P 500 rompiera su nivel de soporte de nueve años y su promedio móvil de 12 meses. "El S&P 500 se vendió demasiado a corto plazo", escribió Kimble en un correo electrónico. "Pero como puede ver, a pesar de la caída, el impulso mensual sigue siendo elevado".
Carlos Montero - Lacartadelabolsa.com