https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Berlín ve en proteccionismo de EEUU vía equivocada y rechaza guerra comercial

 El Gobierno alemán afirmó hoy que las políticas de "aislamiento" y "proteccionismo" del presidente estadounidense, Donald Trump, son el "camino equivocado" e insistió que una "guerra comercial" no beneficia a nadie.
En una rueda de prensa ordinaria, el portavoz del Ejecutivo, Steffen Seibert, reiteró que Alemania está a favor del comercio libre y los mercados abiertos y que el gobierno está convencido de que "reducir conjuntamente las barreras comerciales es el camino correcto".
Esta reducción de obstáculos comerciales "no se logra mediante amenazas", sino a través de negociaciones, subrayó.
Agregó que la canciller, Angela Merkel, y su gobierno "siempre han defendido una reducción de los obstáculos comerciales, en concreto en el marco de un acuerdo comercial transatlántico".
"No queremos una escalada de la situación y mucho menos una guerra comercial" que no beneficia ni a Alemania, ni a Europa, ni a Estados Unidos, afirmó.
Al referirse al anuncio de Trump de imponer aranceles a la importación de vehículos europeos si la Unión Europea (UE) responde con gravámenes a productos estadounidenses después de que el presidente avanzase tasas punitivas para el aluminio y el acero, Seibert subrayó que Berlín "rechaza este tipo de medidas".
Este tipo de decisión, advirtió, "afectan de manera sensible a los flujos comerciales internacionales, a nuestra industria, pero además a los trabajadores y consumidores de ambos lados del Atlántico".
Al mismo tiempo señaló que "tiene poco sentido" comparar los aranceles que se imponen a diferentes productos, y recordó que los porcentajes máximos establecidos por la UE y por Estados Unidos por muto acuerdo, así como la estructura arancelaria, se negociaron siguiendo las reglas de la Organización Mundial del Comercio (OMC).
Seibert señaló, asimismo, que por el momento la intención por parte de Trump de elevar los aranceles a las importaciones de aluminio y de acero es sólo un anuncio y que es necesario esperar a ver cómo se concreta para debatir con la Comisión Europea (CE), con Francia y con los otros socios europeos la "respuesta correcta".


efe