EE.UU. quiere un dólar débil, Europa no

Ligera toma de beneficios al cierre de las bolsas europeas, en una sesión en la que los inversores han preferido tomarse una pausa después de las alzas de las últimas semanas, y valorar de nuevo en qué punto nos encontramos tanto desde el punto de vista financiero, como económico o empresarial.
Analizaremos las principales referencias de la jornada:
- Se han publicado importantes datos macroeconómicos tanto en Europa como en EE.UU. Los más destacados han sido:   
PMLs manufactureros y compuestos. En Japón el manufacturero alcanzó máximo de cuatro años, con buenas cifras de nuevas órdenes.
En la Eurozona el compuesto alcanzó máximos de más de una década. Un buen dato de crecimiento de las plantillas empresariales, la mayor desde el 2000. El sector servicios registró la mejor cifra desde agosto de 2007. Chris Williamson, economista jefe de IHS Markit, afirmaba tras el dato, “la zona euro ha tenido un excelente comienzo de año 2018 puesto que la actividad comercial se ha expandido a una tasa que no habíamos observado durante casi 12 años. La aceleración del crecimiento empuja los datos de la encuesta a un territorio consistente con una expansión de la economía a un ritmo trimestral sumamente intenso, en torno al 1%.”. Las bolsas europeas no reaccionaron ante estos buenos datos económicos.
En el Reino Unido el desempleo en diciembre se incrementó en 8.600 frente 5.400 esperado. La tasa de desempleo se mantuvo en el 4,3%. Fortaleza de la libra en la jornada.
El secretario del Tesoro de EE.UU. lleva al dólar a mínimos de tres años.
En EE.UU. el PMI manufacturero alcanzó máximo de 12 meses, mientras que el de servicios decepcionó a los inversores y se situó en mínimos de 9 meses. Otro dato importante fueron las ventas de viviendas de segunda mano en diciembre, que alcanzaron las 5,57 millones frente 5,72 millones esperados. Estos datos no tuvieron especial relevancia en las bolsas.
- Otra referencia destacada en la jornada ha sido la caída del dólar que ha alcanzado mínimos de tres años. Las palabras de Steven Mnuchin, secretario del Tesoro señalando que un dólar débil era bueno para el comercio de EE.UU., impulsaron las ventas en el billete verde. El índice dólar caía hasta los 89,297, como decíamos mínimo de tres años.
El fin del mercado alcista no necesitará una desencadenante especial.
- El Foro Económico Mundial de Davos fue otro foco de atención para los inversores. Ya hemos hablado de las palabras de Mnuchin. Otras declaraciones destacables:
* El Premio Nobel Robert Shiller preguntado por cuál podría ser la razón que finalizaría la racha alcista de las acciones, afirmó que no se necesita un desencadenante especial, “es inherentemente hace que la corrección venga con el tiempo”.
* Jack Ma, jefe de Alibaba, ha pedido a los líderes mundiales que no inicien una guerra comercial. “Si se usa como guerra, los jóvenes y las empresas sufrirán más”.
- Las criptodivisas hoy han presentado un rebote después de las caídas de los últimos días. El bitcoin sube cerca del 2% en estos momentos a 11.198 dólares. El máximo de la sesión ha sido 11.474 dólares, y el mínimo los 10.497 dólares.
- En cuanto al mercado de materias primas hoy conocíamos los inventarios semanales de petróleo de la AIE que se incrementaron en algo más de un millón de barriles. En línea con lo esperado. El brent recuperó el terreno perdido tras este dato, y se situó por encima de la barrera de los 70 dólares.
Poco más que señalar de una sesión en la que los inversores han tomado parte de los beneficios obtenidos en las últimas sesiones.

capitalbolsa