Ocaña advirtió que trabajará en una reforma política que destierre el clientelismo

La primera candidata a diputada nacional por Cambiemos, Graciela Ocaña, advirtió hoy que "vamos a trabajar en una reforma política que destierre el clientelismo político de la Argentina" y agregó que "la sociedad está cansada de los dirigentes que creen que el Estado les pertenece,  por eso vamos a trabajar para eliminar cualquier tipo de clientelismo".

En ese sentido, dijo además que “vemos el apoyo de la gente a esta generación de dirigentes que quiere terminar con el sistema de mafias que gobernó la provincia de Buenos Aires” y señaló también que “se están haciendo obras a un costo mucho menor que el gobierno anterior y se están cumpliendo sueños de miles de bonaerenses”.

Ocaña se expresó de esta manera luego de participar de un encuentro con mujeres que luchan contra las drogas junto a la Vicepresidente de la Nación, Gabriela Michetti; la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal y la candidata a senadora, Gladys González. También participaron las ministras de Desarrollo Social y de Seguridad, Carolina Stanley y Patricia Bullrich, respectivamente.

La dirigente de Cambiemos sostuvo que trabajará en proyectos “para acortar los procesos penales y una ley de recompensa para aquellas personas que conociendo  dónde están los bienes de la corrupción y sin ser parte puedan cobrar