“Algo de aliento antes de seguir subiendo”

Sólidas alzas al cierre de la sesión en una jornada de escasas referencias macro y microeconómicas. En estas últimas destacaríamos la presentación ayer a cierre de mercado del nuevo modelo de iPhone que no está teniendo excesiva repercusión en el mercado.
Mute
La jornada comenzaba con el cierre en máximos de 10 años en las bolsas asiáticas impulsadas por el a su vez récord ayer en Wall Street. Los mercados de valores en la región, según varios especialistas consultados, no están subiendo por los fundamentales en estos momentos, sino por movimientos de oferta y demanda y motivos externos. A pesar de ello, la fortaleza de los mercados de valores de esta región es evidente.
En ese comienzo de la sesión destacaríamos las caídas de los Bitcoin de más del 3% tras las palabras de Jamie Dimon, director ejecutivo de JP Morgan Chase & Co, que definía a esta criptodivisa como un “fraude que terminará explotando”. Lo que nos llama más la atención es lo limitado de los descensos tras estas duras palabras. En otros momentos, o con un mercado más “caliente”, las palabras de Dimon hubieran provocado descensos por encima de los 10 puntos porcentuales, más si tenemos en cuenta las fuertes subidas anuales de los Bitcoins, y el miedo extendido en que se encuentren en una clara burbuja. Quizás haya que dar tiempo al tiempo.
Pero volviendo a los mercados de valores, las bolsas europeas abrían con moderados descensos tras las subidas de las últimas jornadas. La presión vendedora no era excesiva como nos señalaba un trader de derivados: “Se ve cierta recogida de beneficios, pero menor de la que podríamos haber esperado tras los últimos ascensos. Sin hechos externos como el conflicto con Corea del Norte, se nota que los inversores tienen ganas de comprar. Esa es una señal muy positiva para lo que resta de ejercicio”.
El Eurostoxx 50 se dejaba un 0,12%, parecido porcentaje que el Ibex 35.
Tras la apertura se publicaba el dato de IPC de España del mes de agosto que subía un 0,2% en tasa mensual. Igual que lo esperado. No tuvo efecto en los mercados.
Tras esa primera reacción negativa, las bolsas europeas vieron como la presión compradora empezó a incrementarse situándose en terreno positivo tras la primera hora de negociación.
Poco después se publicaba en el Reino Unido los datos de empleo del mes de agosto que caían de forma inesperada a su nivel más bajo desde 1975. La tasa de paro se situaba en el 4,3% frente el 4,4% anterior. Buen dato que muestra una vez más, que por ahora, el Brexit no está teniendo efecto en la economía británica.
A las 11:00 conocíamos el dato de empleo y de producción industrial en la eurozona. Datos en línea con las estimaciones que no tuvieron efecto en los mercados. Las bolsas europeas en esos momentos subían una décima porcentual.
“Los grandes valores lo están haciendo bien en este rebote tras vacaciones. Si siguen así, terminarán arrastrando al resto del mercado. Hoy parece que estamos tomando algo de aliento antes de seguir subiendo”, nos comentaba un operador a media jornada cuando las bolsas europeas cotizaban prácticamente planas.
En EE.UU. se publicaba antes de la apertura el dato de precios a la producción en agosto que subían un 0,2% en línea con lo esperado del 0,3%. Wall Street abría prácticamente plano. Los títulos de Apple caían ligeramente tras la presentación ayer de su nuevo modelo de iPhone. En la actualidad los títulos de la compañía caen ligeramente por encima del punto porcentual, un comportamiento menos volátil que en otras presentaciones.
Los últimos datos relevantes del día fueron los inventarios semanales de energía. Fuerte incremento de los stocks de crudo, aunque descensos en los de gasolina y destilados. Los precios del petróleo suben con fuerza, por encima del punto porcentual. El brent +1,23% a 54,92.
Respecto al mercado de divisas, vemos caídas en el euro/dólar cercanos al medio punto porcentual. Varias casas de análisis han emitido informes señalando que la divisa europea presenta divergencias bajistas en el corto plazo. El euro pierde también terreno frente al yen, aunque en menor medida.
En el mercado de materias primas subidas del petróleo por encima del punto porcentual como antes señalábamos (brent +1,25% a 54,97 dólares barril). El oro caía cercana medio punto porcentual a 1.326 dólares la onza.
Poco más que señalar en una sesión muy tranquila, de escasa volatilidad y bajo volumen de actividad. Como señalaba el operador al que hacíamos antes referencia, “algo de aliento antes de seguir subiendo”.

capitalbolsa