https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Vidal destrozó a Brancatelli: "A mí no corras"

El periodista kirchnerista la cuestionó por la pobreza, la desocupación y porque vive en una base militar.
María Eugenia Vidal cerró la campaña electoral con un feroz cruce televisivo con el periodista Diego Brancatelli, militante kirchnerista, quien la quiso cuestionar por las promesas incumplidas de Cambiemos, y recibió una dura réplica.

"Yo no elegí vivir en una base militar para que mis hijos no tengan problemas de inseguridad. Yo vivo en una base militar porque doy peleas que ningún gobernador dio. Porque dejaron una bala en mi casa. Porque entraron a mi oficina de noche dos policías. Porque tuve amenazas con una persona que tenía una granada en su casa. Porque amenazaron a mi familia más de una vez. Por eso vivo en una base militar", le respondió Vidal.Todo empezó cuando el panelista de Intratables la criticó por vivir en una base militar. "La gobernadora dijo que ella quiere un país para sus hijos... recordemos que ella vive en una base militar, no todos podemos vivir en una base militar. Es muy difícil hoy vivir tranquilos y por eso nos cuesta imaginarnos una vida en paz", chicaneó.
Luego, Brancatelli criticó al oficialismo por la pobreza, y otra vez Vidal lo cruzó feo. "Hablemos de verdad de pobreza cero porque ahí sí que me enojo. Hay tanta hipocresía y doble discurso... No querían decir (en el kirchnerismo) la pobreza que había. No la querían ni mostrar, les daba vergüenza la pobreza que tenía la Argentina mientras el país, como decían ellos, crecía a tasas chinas. Y todos recorríamos los barrios y veíamos como se estaba llenado de droga y de narcotráfico. Ni lo mostraban, eso no era parte de la Argentina", replicó.
"Yo no soy de las que se enojan y me manejo tranquila, pero me rompo el alma y el 'quetejedi' todo el día recorriendo el Conurbano. A mí la pobreza no me la cuenta nadie. Hace 10 años que recorro las villas. Entonces, hablemos de verdad", dijo luego Vidal, visiblemente enojada porque la cuestionaban.
Finalmente, Brancatelli habló de la situación del empleo y el deterioro que sufrió en el último año y medio. "No me corras con el trabajo, no me corran con el trabajo... Cuando yo llegué tenía 2.500 obreros de Cresta Roja protestando en la ruta porque la empresa había cerrado", sacó pecho y repitió lo que un rato antes había dicho en el cierre de campaña. La situación en esa empresa se volvió a complicar en las últimas semanas.