La caída inesperada de los inventarios de petróleo impulsa las bolsas europeas

El brent sube más del 2% arrastrando a todo el sector energético
  • Los resultados empresariales en EE.UU. siguen batiendo expectativas
  • El crecimiento en China tranquiliza a los inversores
Cierre alcista de las bolsas europeas, en una jornada muy tranquila y de escasos movimientos hasta que se publicó la inesperada caída de los inventarios semanales de petróleo, que provocó un fuerte repunte del crudo, y posteriormente de los sectores energéticos relacionados y los índices generales. El sector bancario europeo también ha tenido un fuerte comportamiento, lo que se ha traducido en una mayor subida del selectivo español que de sus homólogos europeos.
La jornada en Europa amanecía con el buen dato de crecimiento en China en el tercer trimestre del año, que cumplía expectativas y se encaminaba hacia el rango fijado por el gobierno de 6,5-7%. Buen dato también de las ventas minoristas en septiembre, sin embargo decepcionante la producción industrial.
Las bolsas asiáticas cerraban con alzas moderadas, mientras que la bolsa china caía un ligero 0,2% por ese mal dato de producción industrial al que hacíamos antes referencia.
Las bolsas europeas abrían prácticamente planas y un bajo volumen de negociación. El sector bancario lideraba los ascensos así como el energético -el brent subía en esos momentos algo más del punto porcentual.
Tres han sido los factores que movían hoy la sesión a juicio de los analistas de Bankinter. Analicemos los tres:
1. Los datos macro de China de los que ya hemos hablado.
2. La macro en Europa y EE.UU. Las referencias más importantes de la sesión han sido:
- La tasa de desempleo en el Reino Unido en septiembre que se mantuvo en el 4,9% en línea con las previsiones.
Los permisos de construcción de EE.UU. en septiembre que aumentaron de forma inesperada a 1,225 millones. Buen dato aunque empañado por el de inicio de construcción de viviendas en el mismo mes que descendió un 9%
- Los inventarios de energía de los que hablaremos más tarde.
3. Los resultados empresariales: Siguen las empresas estadounidenses superando ampliamente las expectativas del mercado (algo menos las europeas). No es de extrañar. En los últimos años se ha normalizado la estrategia de revisar a la baja las previsiones de beneficio justo antes del inicio de la temporada de publicación, para posteriormente la compañía superar esas previsiones una vez que se hacen públicas las cuentas. Nada nuevo bajo el sol. Hoy hemos visto buenos resultados en Morgan Stanley, Abbot Laboratories y Halliburton.
Pero como decíamos al principio de esta apertura de mercado, el dato más relevante de la jornada ha sido la publicación de los inventarios semanales de energía. En el pasado esta referencia pasaba casi inadvertida por el mercado. Ahora se vigila con mucha atención ya que los altos inventarios han sido una de las principales causas de la caída del precio del petróleo. Pues bien, la caída de los inventarios semanales fue de unos sorprendentes 5,2 millones de barriles, frente una subida esperada de 2,705 millones.
Por la mañana conocíamos las palabras del ministro de energía de Arabia Saudita que parecían anticipar este dato. "Estamos al final de una considerable tendencia bajista en el mercado del petróleo. Los fundamentales están mejorando y el mercado está claramente equilibrándose. La demanda de China se está recuperando, no ralentizándose".
El brent cotiza ahora con una subida del 2,26% a 52,85 dólares barril, lo que ha impulsado a todo el sector petrolero europeo y americano. Repsol por ejemplo cierra con una subida del 1,46% a 12,85 euros.
En resumen, jornada muy tranquila y de escasos movimiento hasta la publicación de la destrucción de inventarios de crudo, y toma de posiciones claras en el sector energético y bancario europeo. Los inversores, de cualquier forma, siguen a la espera de la reunión de mañana jueves del BCE, y de la comparecencia posterior de Mario Draghi.