El mercado negocia un dólar de $17,50 para las elecciones legislativas del año que viene

La Argentina deberá acostumbrarse a convivir con la apreciación cambiaria al menos hasta las elecciones del año próximo. El mercado presume que el dólar avanzará a un ritmo similar a la inflación desde hoy y hasta las elecciones legislativas, a pesar de que algunos consideren hoy su nivel demasiado "bajo", y que hasta entonces no alcanzará el valor que el Gobierno estimó como promedio para todo 2017.
En la plaza de futuros local, donde las expectativas del mercado sobre las variables clave de la economía se traducen y expresan en tasas y dólares, prevén que el tipo de cambio se ubicará cerca de los $17,50 cuando se realicen las elecciones Primarias (el 9 de agostopróximo). Esa cotización, si se concreta, se ubicará por debajo de los $18 que el ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay, ya consideró como promedio para todo 2017 en el Presupuesto Nacional.
Los precios del mercado de futuros incorporan tanto el valor del dólar como las tasas de interés que fija el Banco Central. Esto porque, en rigor, la cotización esperada para cada período está determinada por el tipo de cambio actual más un rendimiento equivalente a una inversión en un título libre de riesgo (en la Argentina, las Lebac).
Y en este retorno, precisamente, están incluidas de alguna manera las expectativas que tiene el sector privado sobre la inflación y la depreciación del peso. Esto explica que la tasa implícita en los contratos de dólar a futuro se ubique hoy cercana al 17% anual, que es precisamente el límite superior de la meta inflacionaria que determinó Federico Sturzenegger para el año próximo.
Las modestas proyecciones que se trazan sobre la evolución del tipo de cambio explican, en buena parte, por qué el mercado todavía se siente tentado a apostar a inversiones en pesos, en un momento de menores tasas de interés.
El mercado ya mostró que está cerca de creerle al Central en sus objetivos en la últimaemisión del bono en pesos a 5 años que realizó el Gobierno, la semana pasada: la colocación fue el doble a la prevista y la tasa fija de interés se ubicó en sólo el 18,2% anual. Ese valor sólo era atractivo para los inversores que consideraran que la inflación anual promedio hasta 2021 sería cercana a los límites superiores de las metas de inflación.
Con todo, en bancos y consultoras advierten que aún existe una brecha de credibilidad. "Lasexpectativas de inflación para 2017 se sitúan por el momento levemente por arriba de la banda superior planteada por el BCRA. De acuerdo con la última edición del REM, para el año próximo el mercado espera una inflación del 19,8%, en tanto que la inflación núcleo se reduciría al 17,9%", explicó el último informe de Estudios Económicos del Banco Ciudad, que conduce Alejo Espora.
El propio Banco Central ya habló de una "brecha de credibilidad" de casi tres puntos porcentuales, que lo llevó a mantener sin cambios su tasa de política monetaria en la última licitación de Lebac. Mientras tanto, la brecha con el "blue" y con el contado con liquidación, hoy en mínimos, reflejan que el sector privado ve al dólar actual en un precio de equilibrio.

iprofesional