https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Duros reclamos de empresarios al secretario de Industria por las políticas del Gobierno

La Federación Industrial de Santa Fe no ocultó su preocupación por la primarización de las exportaciones, la apertura de importaciones de bienes de consumo y la baja del mercado interno que golpearon la rentabilidad del sector productivo en los primeros ocho meses del nuevo gobierno.
El concurrido almuerzo por el Día de la Industria, que contó con la presencia del gobernador Miguel Lifschitz, los senadores Omar Perotti y María de los Ángeles Sacnún entre otros funcionarios y legisladores de distintos niveles, reunió a más de mil empresarios de la región.
En representación del gobierno nacional se hizo presente el Secretario de Industria, Martín Etchegoyen, un hombre del riñón de la UIA quien fue el destinatario de las inquietudes del sector que no ocultó su preocupación por la dirección en materia económica que tomó el gobierno de Macri.
"Estamos en un momento muy complicado en donde la perspectiva de la industria, por lo menos en el corto plazo, no la vemos muy floreciente", sostuvo en diálogo con LPO el vicepresidente de la Federacion Industrial de Santa Fe (FISFE), Alejandro Taborda, quien enumeró los puntos más delicados para el sector productivo industrial:
"Estamos teniendo muchos problemas en cuanto a la demanda interna, el ingreso de importaciones, la alta tasa de interés que va a hacer complicado mover otra vez la rueda", afirmó el empresario aunque también reconoció algunas medidas positivas. Entre ellas, "la nueva ley de autopartes, la ley PYME y algunas señales que está dando el gobierno nacional en cuanto a la posible reactivación del mercado interno que creo que es lo necesario para poder empezar, por lo menos en el primer semestre del año que viene, con mejores perspectivas".
A su vez, el empresariado reconoció buen diálogo y predisposición del gobierno para escuchar sus reclamos. "Tenemos buena recepción por parte del gobierno, nosotros creemos que no hay intención del gobierno haber generado estos problemas en algunos sectores regionales" indicó el dirigente sectorial.
Por su parte, consultado por La Política Online, Etchegoyen subrayó los aspectos positivos de su visita al Parque Industrial Metropolitano, ubicado en la ciudad de Pérez, límite oeste de Rosario donde se realizó el almuerzo. "Estoy gratamente impresionado por lo que vi, empresas metalmecánicas, de calzados, plásticas, me llena de orgullo como argentino", afirmó y relativizó la preocupación del sector en torno a las importaciones: "De lo que más hablamos fue de las perspectivas y las expectativas hacia futuro que me presentaron".
"Consideramos que las principales preocupaciones se encuentran en los costos logísticos, los costos laborales no salariales como ART y también algunos casos de importaciones pero les trasmití tranquilidad, les comenté el trabajo que estamos haciendo con las Cámaras de seguimiento permanente de las importaciones", concluyó Etchegoyen.
Polémica por las importaciones
Ante las declaraciones de funcionarios nacionales relativizando el impacto de las importaciones en la economía real, el tema cobró preponderancia durante la extensa jornada y fue tema de conversación entre los hombres de negocios entre plato y plato.
"Nosotros sabíamos que se iba a venir esta discusión. Las estadísticas están hechas para contrastarse, por eso quisimos hacer algo con seriedad y con el Ministerio de Producción de Santa Fe creamos un observatorio para dar datos ciertos", afirmó a LPO Alejandro Taborda.
En el mismo sentido, invitó a visitar el Observatorio de Importaciones de la provincia, un sitio on line donde se registra los porcentajes de los principales rubros afectados por las importaciones, el país de procedencia y las localidades de la provincia de mayor impacto.
"Las cifras dicen por sí solos quién está diciendo la situación que se asemeja a la realidad", desafió Taborda, quien enumeró las principales ramas perjudicadas: "observamos problemas en distintos sectores, sobre todo en la línea blanca cuyo impacto es tremendo, también en pollos, frutas, lácteos, y cerdos".
"Siempre en algún lugar del mundo hay cosas más baratas que acá, con ese sentido, nunca vas a poder fabricar nada", explicó Taborda.
Por otro lado, el dirigente sectorial se refirió al mercado del trabajo: "Las industrias están defendiendo con uñas y dientes las fuentes laborales, todavía no hay despidos pero eso lo están defendiendo con su propio stock, vendiendo la mercadería ya producida, aguantándose con mantenimiento, adelantando vacaciones o suspendiendo horas extras, pero al personal lo defiende" aunque se preguntó "¿eso cuánto puede durar? por eso, las medidas tienen que ser rápidas".
Por último, Taborda ironizó sobre la participación del empresariado industrial en el plan de blanqueo de capitales al considerar que, "al menos en los industriales con los que estamos en contacto, el blanqueo que podemos hacer es de las máquinas y los galpones, la mercadería que tenemos en stock porque la mayoría de los industriales piensan en qué máquina traer o que galpón levantar"
Aunque aclaró que desearía que Santa Fe adhiera al blanqueo pero advirtió que "el problema es qué hacemos con esa inversión, si viene para invertir en maquinarias y más producción estamos todos contentos, pero si viene para pagar viajes al exterior o productos chinos, estamos complicados"
Lifschitz también se diferenció
El gobernador de Santa Fe también aprovechó para marcar diferencias con el rumbo económico del macrismo: "Hasta los 70 teníamos en claro todos que había que promover la industria pero luego vino Martínez de Hoz y después los años 90. Hoy esas ideas están presentes en algunos think tank, debemos estar atentos", disparó el socialista.
"¿Qué realidad debemos ver?", se preguntó Lifschitz para luego, con otro interrogante, interpelar al secretario de Industrias nacional: "¿Algunos datos alentadores que se enumeraron acá, o la caída en la fabricación de heladeras y otros sectores? No podemos perder de vista que además de la competitividad, tenemos que trabajar por el desarrollo".
Acto seguido, el gobernador repasó los principales puntos del Plan de Desarrollo Industrial Santafesino y las políticas estatales orientadas a la industria revalidando su imagen del dirigente socialista con mayor visión productiva.