https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Pueblo chico

 

Pueblo chico
3 enero 2023
Matías Bonelli

Matías Bonelli

Editor de Economía

Arranca el año electoral: un mundo de sensaciones (desencontradas)

Arranca el año electoral: un mundo de sensaciones (desencontradas)

Arrancó 2023. ¿Arrancó 2023? El viejo refrán que propone "Año nuevo vida nueva" quedó demasiado lejos. En la Argentina los temas que cerraron 2022 son los mismos que se siguen discutiendo ya con calendario nuevo. Cambió el año, no las discusiones, y mucho menos si tenemos en cuenta que la pelea electoral copará la agenda durante los próximos meses.

La falta de dólares fue y continuará siendo una constante, y de la mano de esto vuelve a aparecer la presión del campo para lanzar una nueva edición del dólar soja. Toda una tentación para el Gobierno, que deberá volver a pensar fuerte en cómo sumar reservas, y también una oportunidad para el agro, que quiere que lo seduzcan para liquidar divisas.

Del agro llega también Antonio Aracre, CEO de Syngenta hasta hace horas, que ahora decidió meterse en la aventura del juego de la política. Asumirá en febrero como Jefe de Asesores del Gabinete y llega, sobre todo, de la mano del ministro Sergio Massa, que deberá hacer equilibrio entre las exigencias políticas del año electoral y la fuerte necesidad de encaminar la economía.

Gracias por visitar Pueblo Chico en su primera edición del año. Soy Matías Bonelli, editor de Economía de El Cronista Comercial.

El juego de ajedrez entre el campo y el Gobierno


El campo sabe que lo que tiene entre manos es lo que necesita el Gobierno y juega con eso. Lo hizo el año pasado, y apenas arrancó 2023 los productores salieron a presionar nuevamente para lograr sacar algún rédito.

Economía ve granos -con la soja como estrella excluyente- y no puede evitar hacer cuentas de cuánto representan en dólares. El sector tiene en claro esto y ahora algunos quieren ir por más. Las dos versiones del dólar soja fueron claves para cumplir con las metas de reservas comprometidas con el Banco Central, y ahora harán todo lo posible por lograr que aparezca una tercera.

El aporte de dólares del campo será el más bajo en cinco años: cuáles son los factores más preocupantes

Al Gobierno, en su concepto, la idea no es justamente la que más le interesa. Pero al mismo tiempo hace números y la tentación es grande. Mientras tanto, los productores dicen que no tienen apuro en vender, y aprovechan para recordar que la fuerte sequía que afecta desde hace tiempo a varias regiones del país podría generar una menor producción, es decir que habría un impacto sobre el volumen a exportar.

Todo será un gran juego de ajedrez entre el Gobierno y su necesidad de sumar dólares, y el campo y su posibilidad de mejorar su rentabilidad. Habrá que ver quién hace la mejor jugada.

Sergio Massa, sin política hasta abril

Arrancó el 2023 electoral, que espera definiciones sobre sobre las fórmulas y si habrá primarias abiertas simultáneas y obligatorias (PASO).

Pero en el Ministerio de Economía Sergio Massa busca mantenerse fuera de la discusión política por lo menos hasta abril. La agenda del Palacio de Hacienda, sin embargo, no le escapa a las cuestiones de bolsillo que serán clave a la hora de llegar a las urnas: por un lado, el ministro apunta a generar una desaceleración sostenida de la inflación hacia fin del primer trimestre.

Impuestos y AFIP: el dólar soja y Ganancias sostuvieron la recaudación

Además, habrá medidas para mejorar el poder adquisitivo de la mano de acceso al crédito. La presión del Fondo Monetario Internacional (FMI) limita la posibilidad de recurrir al tradicional subsidio al consumo, por lo que se apunta a mejorar las condiciones de financiamiento para las familias, más endeudadas en los niveles de menores ingresos.

Ya se lo advirtió el FMI: mantener las políticas macroeconómicas será crítico de cara a las elecciones "para mejorar la confianza y sostener la reducción de la inflación, el superávit comercial y la acumulación de reservas", factores que determinan la ‘confianza' de los actores económicos, clave para evitar fuertes movimientos cambiarios.

El CEO que se sube al barco del que muchos se quieren bajar

De CEO a funcionario sin escalas. Antonio Aracre dejó después de varios años su sillón de máximo referente de Syngenta en la Argentina, y apenas comenzó 2023 ya se aseguró un puesto en el Gobierno. Asumirá el 1° de febrero como jefe de Asesores del Gabinete, pero ya entró en funciones de modo informal.

Aracre, un hombre muy cercano al ministro Sergio Massa, siempre se mostró como un nexo entre el mundo empresario y el Gobierno, a tal punto que fue uno de los organizadores de varios encuentros entre referentes industriales y el entonces titular de Economía Martín Guzmán -con quien también tiene muy buena relación-, en momentos que el oficialismo buscaba desesperado apoyo para calmar las turbulencias.

Siempre intentó poner cara de "no sé si me interesa tanto tener un puesto en el Gobierno", pero muy bien no le salía. Pocos se jugaban un pleno a que buscaría su destino por otro lado. Ahora su tarea también será la de coordinar distintas áreas del Gobierno y buscar esos consensos.

Lo hace en un año especial debido a las elecciones presidenciales, y con más interesados en dejar el barco que en subirse.

"Quiero acercar al mundo privado y el público para potenciar todas las oportunidades que existen en los próximos tres a cinco años", dijo Aracre en su presentación. Si al oficialismo le va bien en las urnas, tal vez la apuesta le permita estirar su aventura dentro de la política.

La realidad superó la alegría mundialista

Cierre de año agitado en la política, después del mes de euforia popular que transitó el país con el Mundial. El fallo de la Corte Suprema que ordenó mejorar el esquema de coparticipación en favor de la Ciudad de Buenos Aires alteró los ánimos en el Frente de Todos y el amague del presidente Alberto Fernández de desacatar la orden del Poder Judicial provocó una semana de tensión reflejada en los dólares paralelos.

Deuda en pesos: Sergio Massa lanzó un canje voluntario para sortear el "riesgo elecciones"

Así, en las inmediaciones de la Plaza de Mayo llegaron a pensar -y aún evalúan- que los impuestos que hoy cobra la Ciudad de Buenos Aires a las tarjetas de crédito (Sellos) y los Ingresos Brutos sobre las Letras de Liquidez (Leliq) puedan pasar a manos de la Nación y financiar con esos recursos el fallo de la Corte. "Es un fangote de dinero, pero no se habla porque Horacio Rodríguez Larreta tiene demasiada protección mediática", lamentan en el Gobierno.