https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Powell vuelve a marcar el ritmo en Wall Street

 Mercado internacional


Finaliza una de las últimas semanas del año con datos claves, volatilidad y gran incertidumbre en el mercado. Desde el comienzo, los ojos de los inversores se posaron en la decisión de la Reserva Federal y el aumento de la tasa de interés. Si bien la decisión del aumento de 0,50 puntos porcentuales no sorprendió y llegó a generar una dosis de confianza por el posible debilitamiento de los aumentos de la tasa de interés en los próximos meses, las palabras de Jerome Powell inyectaron nuevamente preocupación y demostraron que continuarán los incrementos de forma contundente.

En relación con el discurso de Powell, uno de los puntos más destacados fue la mención al fortalecimiento del empleo en Estados Unidos y, si bien está lejos de su objetivo de pleno empleo, una mejora laboral podría habilitar a que continúen los aumentos de la tasa de interés con el propósito de bajar la inflación. Asimismo, otra de las voces líderes que llamó la atención en la semana fue la de Lagarde, presidenta del Banco Central Europeo, quien a diferencia de Powell, continúa mostrando una postura menos agresiva; sin embargo, se unió al aumento de las tasas de interés en el último mes del año y también incrementó 50 puntos básicos.

En este contexto, el mercado se vio afectado por la incertidumbre y las altas expectativas en torno a lo mencionado anteriormente, y por otro lado, luego del dato y las palabras de Powell por una baja contundente en la cual nuevamente afectó en mayor medida al sector tecnológico. De esta manera, los principales índices se acercan a cerrar la semana con un descenso de 3,07% por parte del QQQ y de 2,25% por parte del DIA. En relación con el SPY, hasta el momento se aproxima a cerrar en US$ 382 y, de esta forma, se estaciona muy cerca a un soporte clave que se encuentra en US$ 380.


Mercado local

En relación con el mercado local, los ADR no fueron totalmente contagiados por el clima negativo en Wall Street. A mitad de semana las acciones como Cresud y Central Puerto sorprendieron al operar en contramano con las bajas del mercado de referencia. Ambas acciones se llevaron el mayor aumento de la semana, Cresud (CRESY) con un aumento superior a 12% mientras que Central Puerto (CEPU) con un incremento cercano al 8% en su plaza en dólares. De este modo, el índice de referencia Merval, medido en dólares, aumenta su valor pero no logra superar los 500 puntos al momento de escribir este comentario.

Asimismo, en relación con la renta variable en el panel líder destacaron las bajas esta semana. Si bien no es el total de la tabla negativa, sorprendió que una de las mayores caídas de la semana la protagonizó Pampa Energía con un descenso superior a un 8% luego de exponer grandes aumentos tras muy buenos resultados en sus balances. Sin embargo, luego de grandes alzas se incrementan las probabilidades de que la acción se tome un descanso e incluso brinde oportunidad de compra para quienes buscan invertir a largo plazo. De esta manera, el índice de referencia local medido en pesos se aproxima a los 164.815 puntos.

Por otro lado, se llevó a cabo la última licitación del año por parte del Ministerio de Economía y no pasó desapercibida. Sergio Massa logró que sea ampliamente exitosa tras ofrecer diferentes instrumentos. De esta manera, no solo consiguió postergar el objetivo, sino que logró ingresar a la licitación el doble de lo propuesto. El próximo objetivo relevante que tiene la deuda en pesos se prevé para febrero del año entrante.

Pero la semana no termina acá, sobre la tarde del jueves se conoció la inflación publicada por el Indec, la misma mostró un aumento mensual de 4,9%. Este dato se llevó toda la atención del público inversor debido a que las encuestadoras privadas estimaron cifras por encima de 6% teniendo en cuenta el aumento del mes anterior. De este modo, lo más llamativo fue la dinámica de los bonos ajustados por CER que, aún con una variación mensual por debajo de lo esperado, mantuvieron el aumento durante la jornada.

Para finalizar, los bonos soberanos en dólares cierran la semana con ascensos a lo largo de toda la curva. Dichos bonos no se vieron afectados por el incremento de la tasa de interés y si bien no tienen pagos importantes al corto plazo, son elegidos por el público bonista tanto para dolarizar como para acumular en estos precios. Con relación al “spread” que surge entre los bonos con vencimiento AL30/GD30 en su paridad en pesos, se puede apreciar que continúan por encima de 17%, lo cual llama la atención de los inversores y por el momento no se muestran señales significativas de descomprimir dicho spread.






Ayelen Romero

Ejecutiva de cuentas


RAVA