https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Disney comienza a despedir, a congelar la contratación y a limitar los viajes de los empleados mientras las acciones se desploman

 Traducido de Breitbart.com por TierraPura.org

Ha sido una mala semana para Walt Disney Co.

Primero, el gobernador republicano de Florida Ron DeSantis ganó la reelección en una victoria aplastante el martes pasado. Luego, los resultados corporativos de Disney decepcionaron a Wall Street, enviando sus acciones a nuevos mínimos. Ahora el gigante del entretenimiento está planeando despidos, una congelación de la contratación y la limitación de los viajes de sus empleados.

En una carta dirigida a los altos ejecutivos de la compañía, obtenida por varios medios de comunicación, el director general de Disney, Bob Chapek, dijo que las medidas de austeridad serán “difíciles” pero necesarias.

“Soy plenamente consciente de que este será un proceso difícil para muchos de ustedes y sus equipos. Vamos a tener que tomar decisiones difíciles e incómodas. Pero eso es justo lo que requiere el liderazgo, y os doy las gracias por adelantado por dar un paso adelante en este momento tan importante”, escribió.

“Nuestra compañía ha superado muchos retos durante nuestros 100 años de historia, y no tengo ninguna duda de que lograremos nuestros objetivos y crearemos una compañía más ágil y mejor adaptada al entorno del mañana”.

Dijo que Disney también llevará a cabo una “revisión rigurosa de los gastos de contenido y marketing de la compañía”, y que todos estos esfuerzos serán supervisados por el recién formado “grupo de trabajo sobre la estructura de costes”, compuesto por Chapek, la directora financiera Christina McCarthy y el consejero general Horacio Gutiérrez.

Todavía no está claro cuántos trabajadores despedirá Disney y de qué áreas de la empresa procederán.

Como informó Breitbart News, las acciones de Disney se desplomaron esta semana después de que la compañía informara de los resultados del cuarto trimestre fiscal que no cumplieron con las expectativas, poniendo en duda la rentabilidad futura de la empresa. Disney reveló que perdió unos sorprendentes 1.500 millones de dólares en sus servicios de entretenimiento en streaming, ya que busca construir Disney+ y Hulu en un esfuerzo por competir con Netflix y otros.

Disney entabló una lucha política con el gobernador DeSantis a principios de este año sobre la Ley de Derechos de los Padres en la Educación del estado, que prohíbe la enseñanza de la sexualidad y la ideología de género -incluido el transgenerismo- a los niños desde el jardín de infancia hasta el tercer grado.

Cediendo a la presión de un pequeño grupo de empleados radicalizados, Chapek condenó la ley y prometió que Disney adoptaría el activismo radical LGBTQ en adelante.

En lo que va de año, las acciones de Disney han bajado  un 62%.