https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Educación Permanente para un Desarrollo Inclusivo y un Empleo Sustentable

La Educación Permanente es un término que adquiere cada vez más relevancia en el mundo laboral, se trata de un nuevo modelo asociado al desarrollo inclusivo y el empleo sustentable que no considera edades ni plazos, sino que es un proceso continuo que promueve aptitudes para la adquisición de herramientas y el fortalecimiento profesional.

En un contexto dinámico como el que vivimos hoy en día, la capacidad de desarrollar y perfeccionar aptitudes para el mundo laboral se volvió fundamental. “Nuestro mundo se ubica en un punto de inflexión y sabemos que el conocimiento y el aprendizaje son  la  base  para  la  renovación  y  la  transformación, que la rapidez de los cambios sociales, económicos, culturales y tecnológicos plantean nuevas exigencias que obligan a un  ciclo  continuo  de  creación  de  conocimiento, potenciando el acceso al saber común”, asegura el Mgter. Guillermo Suárez, VP de la Cámara Argentina de Formación Profesional y Capacitación Laboral, y Presidente de Identidad Argentina.

En este sentido, el especialista destaca ciertos aspectos que dan cuenta de esta tendencia:

-           Más del 50 por ciento de nuestros empleos van a desaparecer en el corto plazo por la automatización.

-           Se prevé que en 2030 la población mundial habrá aumentado un 10 por ciento, y que el 60 por ciento de tal incremento se situará en los países en desarrollo.

-           En la nómina de los 20 trabajos más demandados en nuestra Región, que enumera el World Economic Forum, prevalece la demanda de habilidades duras y competencias blandas, e incluye más de 100 tipos de competencias necesarias.

-           En la Declaración del Centenario de la OIT se afirma que el mundo del trabajo se está transformando radicalmente impulsado por las innovaciones tecnológicas, los cambios demográficos, el cambio medioambiental y climático y la globalización, y todo ello sucede en un momento de visibles desigualdades.

Si bien el entorno parece adverso a nivel social, Suárez considera que esta movilidad mundial genera nuevas posibilidades para la creación de realidades alternativas. Para lo que debemos aprovechar el potencial transformador de la educación, como vía para un futuro colectivo sostenible basado en la justicia social, económica y medioambiental, enmarcado en habilidades y competencias hacia una:

-          Mayor elasticidad y menor estandarización.

-          Mayor flexibilidad dadas las nuevas configuraciones contingentes, tiempo parcial, híbridos, entre otros.

-          Mayor mediación tecnológica ante la automatización, robotización

-          Mayor bienestar garantizando saludables ecosistemas laborales

-          Y, particularmente, mayor formación permanente y continua asumiendo el aprendizaje de las nuevas habilidades para el desempeño laboral.

En este sentido, el referente de la Cámara asegura que “la clave es la Educación Permanente para que las personas se apropien del conocimiento y la transformación tecnológica, en una transición ordenada y justa, que garantice un  “desarrollo inclusivo” y un “Empleo Sustentable”. Esto es accesible a toda persona, independientemente de su formación formal, permite trayectos formativos cortos que acompañan temporalmente a la necesidad de adquirir habilidades, y habilita a la educación en competencias diversas y simultáneas necesarias para el empleo actual o el anhelado. A través del aprendizaje digital se pueden administrar las mejores posibilidades”, concluye.