https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Instituto Argentino de Ejecutivos de Finanzas - Se profundiza el deterioro de las condiciones financieras - Índice de Condiciones Financieras

 


El Índice de Condiciones Financieras (ICF) se hundió más de 50 puntos en julio, pasando de -109.2 a -160.1, el peor registro desde abril de 2020, incluso peor que el de mayo 2020 con el mundo entero encerrado. Hubo deterioro en las condiciones internacionales, pero sobre todo una gran debacle en las condiciones financieras locales que tocaron su mínimo histórico desde 2005, incluso por debajo de la pandemia o tras la sorpresa del resultado de las elecciones primarias de 2019 -aunque la caída mensual fue mayor en este último caso.

El subíndice de condiciones locales se ubicó en –142 puntos, una caída de 46.4 puntos respecto de junio y más de 90 puntos con respecto a julio de 2021. Como decíamos ya el mes pasado, era improbable que julio mejore, pero el haber llegado al mínimo histórico fue una sorpresa. Hubo muchos componentes con comportamientos muy negativos. El salto de la inflación núcleo que se espera para julio (más de 7%), el aumento del riesgo país, la expectativa de devaluación marcada por el NDF a un mes y un año y la brecha cambiaria fueron todos factores muy importantes y todos jugaron en contra durante julio. Siete de los 10 componentes empeoraron. Pero los 3 que mejoraron lo hicieron sutilmente, de manera que no movieron el fiel de la balanza.

El subíndice de condiciones externas pasó de -13.7 a -18.2, tercer mes consecutivo de resultado negativo, pero aun así el indicador está mejor de lo que estaba en marzo pasado. Cinco de las 10 variables cayeron y otras cinco mejoraron. La inflación esperada fue la variable que más contribuyó a la baja junto con las materias primas, el riesgo emergente y en menor medida el riesgo europeo. Del lado positivo, contribuyó el aumento del spread entre bonos cortos y bonos largos.