https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Después de la tormenta siempre llega un rebote

 Mercado internacional

Las bolsas europeas y el mercado de futuros de Chicago marcaban un rebote que se repetía en el premarket de Wall Street. La baja del viernes en el S&P500 testeó el soporte de los 3.800 puntos y fue probablemente el disparador que muchos inversores esperaban para poder ingresar nuevamente en busca del rebote de corto plazo. Además, las proyecciones de crecimiento emitidas por el banco JPMorgan fueron bien recibidas y ayudaron a impulsar a las acciones del sector financiero que viene sufriendo una caída promedio del 15%. En este contexto, el mercado tuvo un comienzo prometedor después de una seguidilla de traspiés y si bien se presentaron algunas oscilaciones durante el día, pudo mantenerse el alza generalizada a lo largo de toda la jornada, para concluir de forma positiva con subas del 1,98% en el Dow Jones, 1,86% en S&P500 y 1,59% en el tecnológico Nasdaq.

Petróleo
El barril de crudo experimentó otro incremento, el precio del crudo Brent llegó a los 113,25 dólares con una suba del 0,72%, mientras que el petróleo West Texas se comportó con un incremento del 0,43% y se negoció a 110,75 dólares el barril. En este contexto, las acciones de las empresas de energía se mantienen al alza en línea con la suba del petróleo a pesar de una desaceleración económica a nivel global. La OPEP juega un rol central debido a que se mantiene firme en la fijación de las cuotas de producción mensual a pesar de la creciente demanda. Al parecer, los inversores revalorizan la escasez del suministro particularmente dentro de los EE. UU., puesto que las reservas estratégicas de petróleo descendieron a su nivel más bajo en los últimos 35 años con 538 millones de barriles. Esta situación también es producto de las ventas de reservas que impulsó el gobierno de Biden en su intento por reducir los precios minoristas del combustible.

Mercado local

Los activos argentinos también fueron parte del rebote en los mercados globales y experimentaron por fin una jornada de alzas generalizadas tanto para la renta fija como para la variable. El índice Merval cerró con un alza del 2,52% y registró nuevamente la marca de los 90.344 puntos.

Por su parte, el Banco Supervielle fue quien mayor rendimiento obtuvo en la rueda con un alza del 8,83%, seguido por las acciones de Cresud con una suba del 6,21%, y 4,23% para las del Banco Francés. En cuanto al volumen, una vez más y con amplia diferencia por sobre el resto de las acciones, el Grupo Financiero Galicia operó más de $285 millones, seguida por la petrolera YPF con $135 millones.

Respecto de la renta fija, los bonos nominados en dólares también lograron materializar una ganancia considerable en los plazos de corto y mediano plazo. El AL30D subió 0,89% y el AL35D 0,42%, en tanto los bonos globales GD30 y GD35 obtuvieron un mayor rendimiento que estuvo en el orden del 1,37% y 1,20% respectivamente.




Fernando Staropoli

Ejecutivo de cuentas


RAVA