https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Una de los interesados en quedarse con Vicentin se bajó del negocio “por el contexto nacional e internacional”

 Se trata de Molinos Agro. Argumentaron que el escenario actual “no es la oportunidad de tomar compromisos de esta naturaleza”. Pese a la baja, desde la compañía alegaron que no hay cambios en el estatus de la propuesta para los acreedores


La empresa Molinos Agro se excluyó de la posibilidad de integrar el grupo empresario que aspira a quedarse con Vicentin, la agroexportadora en proceso de concurso de acreedores. Según informó en un comunicado, tomó la decisión de “dejar de formar parte del proceso de elaboración de una propuesta que involucre el capital social de Vicentin y/o sus activos y su utilización”. La determinación fue transmitida a los otros dos “interesados estratégicos” que formaban parte del plan, la Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA) y Viterra Argentina, quienes han confirmado ante las autoridades judiciales su continuidad en la iniciativa.

Hay que recordar que Vicentin enfrenta un concurso de acreedores en los Tribunales de Reconquista por una deuda de 1.573 millones de dólares. Entre los motivos que derivaron en la decisión, desde Molinos agro señalaron que “en el contexto internacional y nacional que se presenta, no es la oportunidad de tomar compromisos de esta naturaleza”. En ese sentido, explicaron que hacen frente a un escenario de alta volatilidad en el plano local, especialmente regulatoria, derivada de la inestabilidad económica mundial, que afecta especialmente a sectores en los cuales el Grupo está involucrado.

“Todo ese proceso implica cambios normativos en países centrales, la afectación del comercio de alimentos y materias primas, de la disponibilidad y los costos de la energía, y el endurecimiento de las condiciones de acceso al capital por el alza de la inflación y las tasas de interés”, agregaron.

En otra parte del comunicado, Molinos Agro aclaró que la decisión adoptada “no modifica en nada el compromiso que el Grupo tiene con este negocio donde es un actor relevante del sector de industrialización y exportación de cereales y oleaginosas, y con el país, donde emplea a más de 9000 personas en forma directa a través de sus empresas en los sectores de alimentos, agro y energía”.

Frente al anuncio realizado por Molinos, desde Vicentin sostuvieron que el mismo no genera cambios en el estatus de la propuesta concursal presentada en el expediente. Al respecto, anunciaron que la misma “ha cosechado en las últimas semanas una contundente aceptación, encontrándose en vías de consolidar las mayorías necesarias, tanto en términos de las conformidades personales como así también de los montos de capital requeridos para alcanzar su aprobación. Todas las condiciones expresadas en la propuesta de pago, han sido ratificadas en todos sus términos”.

Pedido

Meses atrás, ACA, Molinos Agro y Viterra Argentina, habían firmado una carta de intención con Vicentin, que contempla una inversión superior a los 720 millones de dólares y destinar ese dinero no solamente al pago de las deudas concursales, sino también a afrontar otros pasivos, como gastos concursales, tasas de justicia, honorarios y una serie de contingencias aún irresueltas. Por de pronto, la propuesta contempla más de USD 100 millones a ese concepto.

Por último, Vicentin solicitó a la Justicia de Reconquista, en Santa Fe, extender los plazos establecidos, conocido legalmente como “período de exclusividad”, para poder lograr la mayoría de adhesiones necesarias por parte de sus acreedores y avanzar en la propuesta de pago para lograr salir del concurso judicial, que actualmente atraviesa tras entrar en cesación de pagos. Al mismo tiempo que también pidió la fijación de una nueva fecha para llevar a cabo una audiencia informativa.

A través de sus letrados, la empresa con base en la localidad santafesina de Avellaneda pidió al juez que lleva el concurso, Fabián Lorenzini, extender los plazos hasta el 30 de junio de este año a raíz de “las excepcionales particularidades que presenta este proceso, ya que todos los esfuerzos invertidos requieren de un tiempo razonable para obtener el apoyo mayoritario de los acreedores”.




infobae