https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

El petróleo desata los nervios

 


● Con los precios del petróleo disparado, la volatilidad sigue desatada en las bolsas.

El Brent ha llegado casi a los 140$/barril, pero en los mínimos del día se ha situado sobre 119$/barril para acabar en el cierre europeo sobre los 122,25$/barril.

El crudo WTI, el de referencia en EEUU, se ha movido en el rango de los 130,50$/barril y los 115,50$/barril.

Rusia tiene una cuota del 10 por ciento de petróleo mundial y del 18 por ciento del gas, pero también es cierto que sus principales clientes son europeos.

Y tal como ha dicho la OPEP, la evolución de los precios del crudo no es un problema achacable en estos momentos a la producción.

Así que realmente podemos estar ante lo que se conoce como un spike en los precios del crudo, que se refiere a momentos en los que el precio se incrementa más de 75 por ciento en un periodo concreto, que puede tener una duración entre 2 y 4 meses para después reducirse también de forma muy significativa.

Estas situaciones, desde 1985 hasta ahora, se han producido ocho veces. En la tabla se puede observar la rentabilidad final que ha tenido el S&P 500 en el periodo del año natural donde se ha producido el spike, que de media ha sido una subida en el precio del crudo del 86 por ciento, con una mediana del 75 por ciento.

Sin recesión 

A destacar que en ningún caso se estaba en recesión ni se llegó a ella, algo que esta vez, como venimos del escenario de la pandemia y con los bancos centrales en lucha ya declarada contra la inflación, sí que podría salirse de este comportamiento medio.

Vemos, a modo de resumen, que de los ocho años con este spike sólo en uno, en 2018, acabo con rentabilidad negativa el S&P 500, en este caso del -6,24 por ciento.

En ese ejercicio fue cuando la Fed hizo amago de subir tipos. En el resto de años encontramos variaciones positivas, que van desde el +3 por ciento del año 2005 hasta el +27,25 por ciento del año 1989.

La siguiente referencia cercana, en 2016, el resultado fue positivo, del +9,54 por ciento.

Como media en estos casos nos queda un +11,28 por ciento.

El petróleo en sí no tiene porque tener un efecto negativo en la evolución de la bolsa, pero ahora con el impacto que tiene en la inflación ensombrece el panorama.

Podcast de cierre de mercados

El IBEX 35 cerró este lunes en rojo, aunque consiguió amortiguar las fuertes caídas de más de un 5 por ciento de la jornada matutina presionado por los precios del petróleo en niveles récord.

El podcast de cierre de mercados de finanzas.com analiza esta situación de mercado con el gestor de Andbank Francisco Javier Velasco. La gran pregunta es ¿y ahora qué hacemos?


Josep Codina


finanzas