https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

El oficialismo ratifica la ofensiva contra la Corte y busca darle dictamen a la reforma del Consejo de la Magistratura

 Este miércoles, el oficialismo buscará en el Senado darle dictamen a la reforma del Consejo de la Magistratura, con la intención de llevar el proyecto al recinto y aprobarlo la semana que viene. El Frente de Todos busca evitar que la Corte Suprema vuelva a presidir el organismo encargado de elegir y remover a los jueces.

El tratamiento de la iniciativa tuvo su primer capítulo este martes con una reunión de las Comisiones de Asuntos Constitucionales y de Justicia en la que participó el ministro de Justicia, Martín Soria.

El ministro acusó a la Corte Suprema de querer «meterse por la ventana en el Consejo de la Magistratura» luego de que en diciembre pasado declarara la inconstitucionalidad de la ley que rige hace 16 años y forzara al Congreso a sancionar una nueva norma antes del 15 de abril, lo cual calificó como «un acto político extorsivo sin precedentes en la historia democrática argentina».

Soria mandó a los miembros del máximo tribunal a «sacarse la toga y salir a los barrios a buscar votos» y aseguró que la Corte «atenta contra la división de poderes».

En plena fractura interna del Gobierno y del Frente de Todos, el ministro aseguró: “Si hay un tema en el que no hay ninguna grieta en el peronismo es sobre el pésimo funcionamiento de la Justicia argentina”.

La audiencia de las Comisiones de Asuntos Constitucionales y de Justicia y Asuntos Penales continuará este miércoles desde la 10, con la intención de escuchar a seis especialistas invitados tanto por el oficialismo como por la oposición.

El objetivo del oficialismo es firmar hoy mismo el dictamen de comisión y debatir el proyecto en el pleno de la Cámara alta la próxima semana. Para conseguir aprobar la norma en el recinto, el Frente de Todos requerirá de la asistencia perfecta de sus 35 senadores y de la colaboración de dos senadores aliados.

Según indican el Senado, el oficialismo alcanzaría finalmente los votos necesarios para darle media sanción a la iniciativa que envió el Poder Ejecutivo al Congreso a fines del año pasado.

Sin embargo, no hay posibilidad de acuerdo con la oposición, que busca que la Corte Suprema vuelva a dirigir el Consejo de la Magistratura.

Los problemas podrían llegar para el Frente de Todos en Diputados, donde las necesidades de negociar son mayores y la chances del oficialismo de alcanzar los votos necesarios para aprobar una norma son menores. El tiempo apremia. La Cámara Baja tendrá dos semanas para convertir en ley el proyecto antes de que venza el plazo puesto por la Corte Suprema.