EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

EN LAS FRONTERAS Brasileros cruzan a llenar sus tanques y aprovechar el blue

 

Con el blue por los aires y el precio de los combustibles congelado a través de YPF, los brasileros cruzan la frontera para llenar sus tanques por "dos mangos".

Lejos, muy lejos de la Casa Rosada, en Puerto Iguazú, Misiones, ya empieza a notarse cómo se acercan autos de brasileros con patente de ese país a cargar nafta a las estaciones de la ciudad fronteriza.

Ocurre que el litro de nafta en Brasil es alrededor de un 60% más caro que en la Argentina, donde el gobierno a través de YPF mantiene los precios congelados por lo menos hasta las elecciones legislativas.

Es que si bien la nafta no es un precio regulado, esto es, no se debe dar autorización para que aumente, sí lo está "de hecho" con YPF que al tener la mayor participación de mercado,y además participación accionaria mayoritaria del Estado, actúa de algún modo como "señalizadora" de precios.

Si YPF aumenta, las demás aumentan. Si YPF no aumenta, las demás no quieren perder clientes por tener un producto más caro, así que tampoco aumentan

Pero además su suma el hecho de que si los brasileros se acercan con reales o dólares billetes, pueden cambiarlos en el mercado blue y así hacerse de una diferencia aún más importante. Esa es la postal que se empieza a ver en algunas estaciones de servicio de Misiones, admiten desde la Cecha, la institución que nuclea a los estacioneros.

No solo el litro de nafta en Brasil es alrededor de un 60% más caro que en la Argentina, sino que además, si los brasileros llegan con dólares billetes, y los cambian en el mercado blue pueden hacerse de una diferencia aún más interesante.

No solo el litro de nafta en Brasil es alrededor de un 60% más caro que en la Argentina, sino que además, si los brasileros llegan con dólares billetes, y los cambian en el mercado blue pueden hacerse de una diferencia aún más interesante.

En lo que va del año, la nafta aumentó alrededor de un 28% y dejó de hacerlo en el mes de mayo. En cambio, la inflación fue del 37%

Drama de las estaciones de bandera blanca

La Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines (Cecha) ya denunció públicamente que las 1300 estaciones de bandera blanca (aquellas que no tienen marca), y que representan alrededor del 20% del mercado, están sufriendo complicaciones para conseguir producto, tanto por precio como por cantidad.

 

Guillermo Lego, gerente general de Cecha dijo, según el sitio 'Runrunenergético.com' que: "Si bien el precio al público está 'congelado', el valor mayorista está abierto y ahí sí hay aumentos. Las estaciones de bandera blanca se abastecen de los mayoristas, y no pueden absorber ese aumento, por lo que le va dejando de comprar".

 

Una fuente que conoce bien el mercado mayorista, agregó que las refinadoras prefieren abastecer a las estaciones de servicio propias (como en el caso de YPF o Axion, que están integradas hacia atrás) por una cuestión de "marca". Para mantener la relación con el consumidor, priorizan lo propio, a pesar de que pueden vender la nafta a un precio menor que en el otro caso.

El atraso

Se estima que el valor en surtidor está un 25% atrasado. En ese porcentaje no solo entra la inflación, sino lo que pasó en el precio internacional de la nafta: el barril de referencia, el Brent, cotiza por encima de los US$80, contra los menos de US$50 que hoy las refinerías les pagan a las productoras.

Se estima que el valor en surtidor está un 25% atrasado teniendo en cuenta no solo la inflación, sino también el precio internacional de la nafta.

Se estima que el valor en surtidor está un 25% atrasado teniendo en cuenta no solo la inflación, sino también el precio internacional de la nafta.

Es por eso que no solamente hay una complicación de precio en el caso de las estaciones de bandera blanca, sino también de cantidades.

 

Lego confirmó que la Cecha le llevó el reclamo a su autoridad de aplicación, la Secretaría de Energía, que dirige Darío Martínez. Le pidieron que evaluará la cuestión del abastecimiento, e incluso deslizaron aplicar alguna norma.

Darío Martínez, secretario de Energía del gobierno de Alberto Fernández, dicen que por el momento no ven

Darío Martínez, secretario de Energía del gobierno de Alberto Fernández, dicen que por el momento no ven "problemas de producción de combustibles líquidos" y que la demanda aún es baja...

Sin embargo, desde la secretaría conduce el neuquino dicen que por el momento no ven "problemas de producción de combustibles líquidos" y que la demanda aún está por debajo de los niveles prepandemia. "Si existe algún problema es meramente comercial entre privados", señalaron.


urgente24