EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

¿Quién las pagará? El vehículo oficial de Kicillof adeuda casi 2 millones en multas

 A pesar de la contundente derrota en las PASO y del decepcionante resultado de las encuestas que encargó el gobierno nacional, el gobernador de la provincia de Buenos Aires pareciera seguir los pasos de María Eugenia Vidal y enfocar su vida en Capital Federal.

Todo pareciera haberse salido de control en el seno del Frente de Todos en las últimas semanas. A los bruscos cambios del gabinete nacional, llevados a cabo bajo la presión de la vicepresidente Cristina Fernández de Kirchner, se le sucedieron numerosos episodios olvidables, especialmente dentro del gobierno bonaerense de Axel Kicillof.

Acostumbrado al territorio, el peronismo suele levantar sus derrotas con caminatas por los barrios que le dieron la espalda en las últimas elecciones. En ellos, acostumbra llevar adelante políticas de asistencialismo y soluciones de corto plazo, como planes sociales, alimentos en cajas y dinero en efectivo en forma de subsidios y auxilios financieros.

Sin embargo, el gobernador Kicillof pareciera haber reaccionado de otro modo a la contundente derrota en las PASO. Si bien venía distribuyendo su semana entre Capital Federal y la ciudad de La Plata desde el comienzo mismo de su gestión, las multas de tránsito de su automóvil oficial muestran que el tiempo que pasa en el territorio porteño es considerablemente mayor al que transita en su propio territorio, lo que explicaría el abandono que sufre la gestión bonaerense.

Se trata de un Volkswagen Vento modelo 2016 que acumula un total de 125 multas en Capital Federal, por un monto total de 1.815.250 pesos. Todas las infracciones se encuentran actualmente vencidas y ninguna fue pagada. La noticia generó revuelo en el propio círculo del Frente de Todos por dos cuestiones. La primera, implica que el gobernador Kicillof pasa considerablemente más tiempo en el territorio porteño que en la propia provincia de Buenos Aires, en donde debería estar apagando el incendio y trabajando para mejorar los resultados de las PASO.

La segunda, tiene que ver con la abultada multa que acumula en los pagos de Horacio Rodríguez Larreta. La negativa de abonar las deudas deja en el aire la incógnita de quién paga, finalmente, por las infracciones. ¿Acaso los ciudadanos bonaerenses tendrán que abonar de sus bolsillos la falta de responsabilidad al volante de los choferes del gobernador Kicillof


(www.REALPOLITIK.com.ar)