EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

El estudio de Coface analiza la relación comercial entre China y Australia

La relación bilateral entre China y Australia se deterioró fuertemente a lo largo de 2020, con la imposición por parte de China de restricciones comerciales, tanto formales como informales, a una serie de exportaciones australianas, como el carbón, la cebada, la carne vacuna, el vino y el algodón, entre otras. Sin embargo, Coface espera que el PIB de Australia vuelva a su nivel de 2019 este año. Pero hay una creciente preocupación de que una escalada de las tensiones bilaterales haga que China endurezca su postura hacia Australia y posiblemente comience a apuntar a las exportaciones de servicios australianos, particularmente en el turismo y la educación, lo que podría poner el 2% del PIB de Australia en riesgo.

 

Las razones de las tensiones bilaterales entre China y Australia

La relación bilateral entre China y Australia tiene múltiples facetas, que van desde la seguridad nacional, la economía y el comercio hasta la política exterior y la política interna. Las relaciones comerciales entre China y Australia se deterioraron cuando la Comisión Antidumping de Australia amplió los derechos antidumping sobre los fregaderos de acero inoxidable chinos el 28 de febrero de 2020, tras una investigación sobre las extrusiones de aluminio chinas. Entre marzo y julio del año pasado, hubo otras ocho acciones antidumping contra productos chinos, como el acero. El 19 de abril de 2020, Australia impulsó la petición de una investigación sobre los orígenes del coronavirus, lo que aumentó la presión sobre China por su gestión del brote de COVID-19. Durante el mes de mayo de 2020, China impuso derechos antidumping y anti-subvenciones a las importaciones de cebada australiana en China, citando las investigaciones iniciadas en 2018. Posteriormente, China impuso aranceles a otras exportaciones australianas, como el vino, así como prohibiciones formales e informales a productos que van desde la carne vacuna y la madera hasta el algodón y el carbón.

 

Una economía australiana resistente

Dado que China se lleva más de un tercio de las exportaciones totales de Australia, el aumento de las tensiones comerciales se considera una amenaza potencial para las perspectivas económicas del país. Sin embargo, el mineral de hierro, pilar de las exportaciones australianas a China, se ha librado de la actual disputa comercial, debido a la falta de alternativas adecuadas. Mientras tanto, a pesar de las medidas comerciales de China, la economía australiana continuó con una sólida recuperación de la pandemia, registrando dos crecimientos trimestrales consecutivos del PIB en el segundo semestre de 2020, a medida que las condiciones empresariales se acercan a la normalidad tras la relajación de las medidas de confinamiento.

 

Las relaciones bilaterales pueden empeorar aún más

Hasta ahora, las restricciones comerciales chinas han tenido un impacto mínimo en la economía australiana en general, debido a dos factores principales: en primer lugar, la capacidad de algunos sectores afectados para encontrar mercados alternativos, como Arabia Saudita para la cebada y los países del sudeste asiático para el algodón, y en segundo lugar, las principales exportaciones, como el mineral de hierro y el gas natural, no han sido objetivo de China. Dado que ambas partes interpretan la disputa a través de la lente de la soberanía nacional, es poco probable que la situación mejore pronto. Esperamos que el PIB de Australia vuelva al nivel de 2019 este año. La evolución futura de las tensiones entre China y Australia será seguida de cerca por los países asiáticos para orientarse sobre el alcance de los daños económicos que podrían sufrir si se vieran atrapados en una situación similar. Además, en medio de la actual competencia estratégica y las diferencias políticas entre EE.UU. y China, los países asiáticos se verán en apuros si se ven obligados a elegir entre ambas partes.

 

Coface: for trade – Building business together

Con 75 años de experiencia y la red internacional más extensa, Coface es líder en el seguro de crédito comercial y en los servicios especializados adyacentes, como factoring, recobro de deudas, single risk, caución y servicios de información. Los expertos de Coface trabajan al ritmo de la economía mundial, apoyando a sus 50.000 clientes, en 100 países, a construir negocios exitosos, crecientes y dinámicos en todo el mundo. Coface ayuda a las empresas en sus decisiones de crédito. Los servicios y soluciones del Grupo refuerzan su capacidad de venta protegiéndolas contra los riesgos de impago en sus mercados nacionales y de exportación. En 2020, Coface empleó a 4.450 personas y registró una facturación de 1.450 millones de euros.

Desde hace más de 20 años Coface está presente en la Argentina, brindando a las empresas locales las mismas protecciones y servicios con las que cuentan sus competidores en el mundo entero. Es líder en seguro de crédito en Argentina y en Latinoamérica.

www.coface.com

COFACE SA. Cotiza en la bolsa de París – Compartment A

ISIN: FR0010667147 / Ticker: COFA