EDENOR

EDENOR

BANCO HIPOTECARIO

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

NIO: Si no ha invertido aún, atento a este punto de entrada

 Nio Inc Class A ADR (NYSE:NIO) ha arrancado febrero con un hito importante: publicando un fuerte crecimiento interanual en sus entregas de enero, otro récord mensual para el fabricante de coches eléctrico chino, que despachó 7.225 vehículos. Se trata de un incremento del 352,1% con respecto a enero de 2020, al tiempo que aumentó la cifra también en diciembre, entregando un total de 7.007 vehículos.

En bolsa, la compañía cerró enero con un repunte cercano al 17%, que se suma al 1.112% que se anotó en 2020, un comportamiento también récord que le llevó desde los 3 dólares por acción hasta los 48. La fiebre por el sector de los vehículos eléctricos y los valores de energías alternativas le sirvió el pasado año para despegar con fuerza, y solo tuvo un pequeño descalabro a mediados de marzo, cuando se rodeó de rumores de quiebra. Pero llegó a situarse en los 66,99 dólares el 11 de enero de 2021. Inicia febrero con caídas, pero situado en los 55 dólares. Así que ganas de seguir subiendo parece que… no le faltan.

Pero, ¿sería posible ver nuevos máximos pronto? Es la pregunta que muchos de los interesados por esta compañía nos hacemos. También, si el sector no se está demasiado poblado, y sobrecomprado, en el corto plazo. Incluso, si los niveles de valoración del negocio son los que deberían ser.

Tezcan Gecgil, analista colaboradora de Investing.com e InvestorPlace, asegura que, en las próximas semanas, podríamos ver volatilidad y sesgo bajista en muchos de los valores de Wall Street, Nio incluido. “Si todavía no ha invertido en el valor, le recomiendo que espere mejor a que pueda caer y situarse en torno a los 50 dólares”. No en vano, desde los buenos resultados que publicó el 3 de enero, la compañía se ha revalorizado cerca de un 30%, por lo que muchas de las buenas noticias posteriores podrían haberse descontado ya.

Esta analista destaca la importancia del mercado chino para este sector. Un hecho que beneficia a Nio, cuyo recorrido alcista podría estar solo empezando. En 2020 la compañía se estableció, pero el camino todavía puede ser largo, y no exento de dificultades. Además, a nivel técnico, añade que las acciones parecen sobrecompradas y podrían estar preparándose para un pullback.

“Nio tiene soporte cerca de los 50 dólares y, por debajo, de los 40. Así que una caída hasta ese nivel, o inferior, podría indicar un mejor nivel de entrada en el futuro prometedor de los vehículos eléctricos, y sobre todo en el caso de los fabricantes chinos”.

Si usted ya posee acciones de esta compañía, podrían cubrir sus posiciones cada mes con coberturas ATM (at-the-money). Si adoptan dicha estrategia, concluye Gecgil, podrá beneficiarse de un potencial rally, o gozar de protección si se produce una toma de beneficios.




investing