https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Siemens estudia más reducción de costes en el negocio de energía

El grupo tecnológico e industrial Siemens quiere reducir más los costes en el negocio de la energía, para acelerar su crecimiento rentable.
Siemens informó hoy de que estudia recortar costes anuales adicionales hasta 2023 por valor de 300 millones de euros en la división de gas y electricidad, que incluye las centrales eléctricas de generación convencional.
Esta cantidad se añade al ahorro anual hasta 2023 de 1.000 millones de euros que ya había anunciado, en comparación con las cifras de 2018.
El consejero delegado de Siemens, Joe Kaeser, considera que la compañía tendrá menos riesgo tras la escisión del negocio de energía.
Kaeser dijo en un evento virtual con el mercado de capital en Múnich que la escisión del negocio de energía es un hito en su nueva estrategia empresarial.
Siemens Energy, que tiene un 50 % de su cartera descarbonizada, está muy bien equipada para liderar la transformación de la energía global de una forma sostenible y económicamente viable, según Kaeser.
A cambio, Kaeser cree que el grupo Siemens se volverá una compañía "más transparente" y "con menos riesgo", cuyos negocios centrales serán las industrias digitales, la infraestructura inteligente y la movilidad, que serán muy importantes para dar forma a la digitalización industrial, la llamada Industria 4.0, la cuarta revolución industrial, en un momento en el que 850 millones de personas en todo el mundo no tienen acceso a la electricidad.
La demanda de electricidad podría aumentar un 50 % hasta 2040, según estudios mencionados por Siemens, compañía que prevé lograr un margen de rentabilidad bruta antes de extraordinarios de entre el 6,5 y el 8,5 % en el año fiscal 2023, tras la escisión, en comparación con el 5 % que tuvo el año pasado en cifras comparables.
La junta directiva se compromete a ajustar las carteras para cumplir la demanda del mercado y traspasar gradualmente su enfoque desde la innovación y la investigación y desarrollo a la sostenibilidad y el servicio.
Siemens Energy, que va a salir a Bolsa el 28 de septiembre y factura casi 29.000 millones de euros con 91.000 empleados en más de 90 países, ofrece productos que permitirán la transición energética como centrales de electricidad híbridas y turbinas de gas que pueden funcionar con hidrógeno.
El 25 de septiembre se repartirá el 55 % de Siemens Energy a los accionistas de Siemens y el 28 de septiembre las acciones comenzarán a cotizar en Bolsa.
El negocio de energía incluye las operaciones de gas y electricidad, así como su participación del 67 % en el fabricante de turbinas eólicas Siemens Gamesa Renewable Energy.
(c) Agencia EFE