https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Coronavirus en la Argentina | Los intendentes del conurbano rechazan más restricciones y la Ciudad habilitaría nuevas actividades

Los jefes comunales desautorizan a Kicillof. Por su parte Larreta daría luz verde a la apertura de comercios en Once y la avenida Avellaneda y los deportes individuales.



A solo días de que el Gobierno nacional, Provincia y Ciudad definan los detalles de la continuidad de la cuarentena en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), los intendentes del conurbano desautorizan al gobernador Axel Kicillof y advierten que "no hay espacio" para nuevas restricciones.

Al mismo tiempo, del otro lado de la General Paz, el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta prepara nuevas habilitaciones para su distrito.

Los jefes comunales argumentan que buena parte de la sociedad no aceptará dar marcha atrás con la apertura y chocan con el equipo de Salud de Kicillof, que asegura que se deben tomar medidas para retrotraer la cuarentena.


Los intendentes mantienen un fuerte enfrentamiento con el ministro de Salud Daniel Gollan y con el viceministro de esa cartera, Nicolás Kreplak. Las críticas sobrevuelan las reuniones privadas y son cada vez más recurrentes entre los barones del conurbano.



En rigor Larreta también está molesto con los ataques de los funcionarios de Kicillof, y así se lo manifestó al presidente Alberto Fernández en el encuentro que mantuvieron el lunes.


Según el último reporte del Ministerio de Salud de la Nación, en las últimas 24 horas se registraron 5402 casos en la provincia de Buenos Aires y 1047 en la Ciudad. Las autoridades porteñas aseguran que sus números se encuentran estables y que es ese el motivo por el que otorgarán luz verde a nuevas actividades.

Posibles cambios en la Ciudad
El jefe de Gobierno porteño tendría decidido autorizar los negocios del barrio de Once y también los comercios ubicados sobre la calle Avellaneda. La apertura sería escalonada para evitar aglomeraciones desmedidas en una de las zomas comerciales más importantes de la Ciudad.

De esta manera el funcionario busca dar respuesta a un sector minorista golpeado por la crisis económica y la pandemia.


También se habilitaría a ingenieros y arquitectos para que retornen a sus oficinas -con estrictos protocolos- y obtendrían luz verde los deportes individuales como el tenis, golf, paddle y el remo.

En esta etapa de la cuarentena, no se habilitaría la construcción, tampoco los bares ni la vuelta del servicio doméstico. Todo es aún materia de análisis.

Larreta y Kicillof se reunirán en las próximas horas. De esta forma es casi un hecho que el jefe de Gobierno porteño continuará con las aperturas programadas en la Ciudad, pese a las diferencias de criterio con la Provincia y las últimas rispideces con Alberto Fernández, que criticó la habilitación para los comercios en grandes avenidas y dijo que "no hay más lugar" en la Capital Federal para los adultos mayores que requieren atención médica.