https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

"Bingo Salud": la lotería virtual de un pueblo de Argentina para entretener a miles durante coronavirus

“Si me quedo en casa sin hacer nada, me muero”, pensó Sergio Butara cuando el Gobierno argentino anunció la cuarentena obligatoria a fines de marzo para lidiar con la pandemia de coronavirus.
El comerciante de Ramallo, una ciudad de menos de 20.000 habitantes de la provincia de Buenos Aires, creó entonces una lotería virtual para entretener a sus vecinos en medio de la angustia provocada por el virus, sin imaginar que terminarían jugando miles de personas de todo el mundo.
Dueño de una estación de servicio y de una tienda de neumáticos en la ciudad, se le ocurrió la idea de reunir a las familias por las noches a jugar a una lotería que improvisó con materiales que tenía en su casa a través de su cuenta de Facebook.
El 23 de marzo, con la ayuda de sus hijas de 12 y 15 años, compartió su primera publicación sencilla invitando a sus vecinos y amigos a participar del “Bingo Salud”, con premios que él mismo había donado de su estación de servicio.
“No me imaginaba que ese día, cuatro horas después de haber hecho la primera publicación, iban a haber ya 85 familias jugando. Al día siguiente ya eran 120 familias reunidas jugando, como en las viejas épocas”, dijo Butara, de 48 años de edad.
“Lo que trajo el coronavirus, además de todo lo malo, también fue la unión de las familias que buscan cosas para hacer juntos”, agregó.
Este martes ya había llegado a reunir a 3.000 familias, no solo de Ramallo sino también de Chile, Venezuela, España e Italia, entre otros países con familias que envían sus cartones hechos a mano a Sergio vía Whatsapp para que él los registre.
Después esperan a que lleguen las 10 de la noche de Argentina para jugar al bingo (como le dicen a un tipo de lotería en el país), que ya tiene su propia página de Facebook con casi 4.000 seguidores, a dos semanas de su creación. Muchos de ellos donan mercadería para usar como premios.
El bingo se juega de lunes a lunes, todas las noches, y se fue perfeccionando con la ayuda de amigos y jugadores. Hoy en día ya tiene un sistema digital en donde aparece en pantalla cada número que va saliendo en el bolillero profesional para que los participantes no se pierdan ningún detalle.
Los viernes hay una versión de la lotería solo para niños, con premios especiales para ellos.
“Sin querer, logré que las últimas dos horas del día la gente apague el televisor de la casa, deje de consumir las noticias de muertos e infectados, que se quede pensando en el juego antes de irse a dormir y no en las víctimas del virus”, dijo Butara, quien aseguró que el “Bingo Salud” morirá cuando muera el coronavirus y la gente vuelva a su vida normal. 


reuters