https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Ante recesión argentina, Arcor apuesta a crecer en México y África

Arcor SAIC, el fabricante de dulces más grande de Argentina, está buscando oportunidades de expansión en el extranjero, con la intención de contrarrestar lo que se espera que sea otro año de lento crecimiento en el país.
La intención de Arcor es lograr adquisiciones de hasta u$s100 millones en México, dijo el presidente ejecutivo, Luis Pagani.
Además, la compañía está expandiendo sus operaciones en África, con una nueva planta de producción en Angola cuyo término está programado para este año.
"De hecho, hay oportunidades en México, que es uno de nuestros mercados más competitivos", dijo el directivo.
Arcor planea expandir sus operaciones actuales en el país y evaluará posibles objetivos de compra en coordinación con su socio local Grupo Bimbo SAB, agregó.
La compañía fue una de las diversas empresas locales afectadas por las luchas económicas de Argentina en 2019, con efectos de una prolongada recesión y una inflación superior al 50%.
En agosto pasado, los activos argentinos se desplomaron después de que el entonces candidato presidencial Alberto Fernández venciera inesperadamente por una amplia mayoría al presidente en título Mauricio Macri en las elecciones primarias, un hecho que sentó las bases de su victoria del 27 de octubre.
Durante 2019, las ventas cayeron a alrededor de u$s2.600 millones, en comparación con los u$s2.800 millones en 2018, debido en parte a la depreciación del 37% de la moneda local.

Argentina representa aproximadamente el 60% de las ventas totales de la compañía.
Pagani tenía la intención de terminar el año con ingresos de u$s3.100 millones y ganancias antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización de u$s300 millones.
La debilidad interna es solo una de las razones por las que Arcor busca expandirse. Brasil, el segundo mercado más grande de Arcor que representa cerca del 12% de las ventas, muestra signos de "una lenta recuperación", dijo el ejecutivo de 62 años. La mayor economía de América Latina aún no ha vuelto a sus niveles de consumo de 2015.
Los disturbios en Chile también paralizaron las ventas de la compañía en ese país.
Arcor pretende repuntar al menos un 1% este año a medida que la compañía busca crecer más allá de las fronteras de América Latina, dijo Pagani.
 Planea terminar este año la construcción de una planta de US$50 millones en Angola, junto a su socio de distribución Webcor, con lo que abrirá el acceso a todo el África subsahariana.
"El continente africano es importante porque seguirá creciendo a un ritmo de dos dígitos", dijo Pagani.
"Al mirar hacia 2050, esos serán los países que más crecerán en el mundo", añadió.


iprofesional