https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

El bitcoin rechaza zona clave, Wyckoff - Por Gabriel Llambias - Criptomonedas

Para este análisis tomaremos un enfoque según el método Wyckoff.
Después de la subida desde el Spring, encandenando máximos y mínimos crecientes, como es normal en esta fase, veíamos como confirmación un incremento de actividad y swings a largo, hasta llegar a la zona del rango de trading superior.
El precio del bitcoin rechazó la zona de AR, acrónimos de Automatic Rally, es decir, el nivel clave de resistencia, podríamos decir que es la última opción en la que la oferta puede desplegar su fuerza.
Tal y como comentábamos en el análisis anterior, en el grupo de Telegram, Crypto Trading Campus, marcábamos como posible referencia los 4,400 dólares como nivel de liquidaciones. Hemos visto como precio no llegó a tocar nuestro nivel, pero se quedó en los 4,380 dólares, podríamos decir que fue prácticamente exacto, esto teniendo en cuenta los precios del exchange Bitfinex.
BTCUSD 4H
BTCUSD 4H
Si nos fijamos en el volumen del último tramo, desde el LPS, podía llegar a causar una cierta confusión ya que se apreciaba un incremento de actividad. Pero si entrábamos más en detalle de cómo se descomponía este volumen, se observaba que era con una ausencia de swings a largo, es más, veíamos como disminuía, de modo que ya indicaba un agotamiento por parte de la demanda.
Así que, al llegar a la zona clave de control de la oferta, la demanda no fue capaz de absorberla y el precio retrocedió marcando un mínimo decreciente. El primero desde el 15 de diciembre. De modo que podríamos decir que es la primera señal de cierta debilidad en su aspecto técnico.
La zona de los 3,660 dólares, la podemos tomar como nivel de referencia donde a la demanda le queda una oportunidad de acción. Si este nivel es perforado con facilidad podemos ver nuevas caídas hacia la zona de mínimos. Esto daría nueva señal de debilidad con la posible vista a realizar nuevos mínimos.
Ahora bien, si la demanda quiere realizar un nuevo testeo de oferta en zona de AR, en el nivel anteriormente mencionado debería actuar y, si toma el control, en AR debería aparecer una inyección de volumen para romper al alza.
Por ahora sigue en rango, de manera que es mejor mantenerse a la espera y no tomar posiciones si no está claro quién toma el control, si oferta o demanda. Habiendo rechazado la zona de AR, como decíamos, es el primer signo de debilidad.
Para los que operan más el intradía, una ruptura de esta zona de consolidación actual sería operable hacia el próximo nivel.