https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Inversiones: el rally de San Claus intentará salvar el año

Especial de Nicolás Litvinoff para el diario La Nación.
El 2018 será un año que la mayoría de los inversores del mundo querrán borrar rápidamente de sus cabezas. En la Argentina, la devaluación del peso licuó las ganancias obtenidas en nuestra moneda y el rendimiento de las acciones resultó peor que pobre.
A nivel global, no parece haber refugio seguro frente a la crisis local: los mercados emergentes exhiben rendimientos negativos de dos dígitos, las Bolsas europeas sufren por el Brexit, la rebelde Italia pone en jaque el débil crecimiento económico del Viejo Continente y el precio del petróleo se encuentra en caída libre. Por otra parte, quienes hasta hace poco destacaban la fortaleza de las empresas estadounidenses hoy reconocen una fragilidad preocupante y aquellos más osados con bitcoins en sus carteras no vislumbran un piso para las criptomonedas, en caída libre desde fines de 2017. Para colmo, ni siquiera el oro se salva del balance negativo.
Frente a este panorama oscuro, el denominado Rally de Santa Claus se presenta como la última oportunidad de los inversores para salvar el año. ¿Pero existe este fenómeno? ¿Qué efectos podría tener?
Explicando a Santa
Se conoce como Rally de Santa Claus a un período de suba en el mercado bursátil estadounidense que comienza dos días antes de las fiestas navideñas y se prolonga hasta el segundo día de operaciones del nuevo año. Esta window of opportunity (ventana de oportunidad) no ocurre producto de la magia o gracias a la presencia de un ser divino en los días festivos. Hay motivos de peso para explicarla:
1. Fiscales: En EE.UU., las pérdidas pueden amortizar otras operaciones con ganancias.
2. Empleados que cobran su bonus de Navidad y lo invierten en acciones (en Estados Unidos más de la mitad de la población posee activos bursátiles).
3. Instituciones financieras y fondos mutuos que buscan pasar fin de año totalmente invertidos.
4. Los hedge funds, grandes vendedores del mercado en estos tiempos críticos, suelen mostrarse menos activos. Disminuye entonces la oferta de acciones y aumenta su precio.