https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Se inauguró una nueva base de prevención de incendios en Jujuy

Se trata de la tercera base que, junto a la de El Brete y San Pedro, conforman el proyecto "Fortalecimiento del Servicio Provincial del Manejo del Fuego". El monto total del proyecto es de $43.443.668. Se verán beneficiadas 600 mil personas.

La Secretaría de Gobierno de Agroindustria junto al Ministerio de Ambiente de Jujuy inauguraron hoy en la localidad de Yuto una nueva base equipada para reducir la ocurrencia de los incendios forestales y rurales en las áreas boscosas de la provincia y las consecuentes pérdidas ambientales, productivas y sociales mediante la incorporación de nueva infraestructura, equipamiento y conocimientos para aplicar tecnologías apropiadas al manejo del fuego.

Las tres bases conforman el proyecto "Fortalecimiento del Servicio Provincial del Manejo del Fuego" que cuenta con el apoyo del Programa de Servicios Agrícolas Provinciales (PROSAP), que se ejecuta a través de la Dirección General de Programas y Proyectos Sectoriales y Especiales (DIPROSE) de Agroindustria. El monto total del proyecto es de $43.443.668.

Durante el acto oficial de hoy estuvieron presentes por la provincia, el gobernador Gerardo Morales y la ministra de Ambiente, María Inés Zigarán, junto al director Nacional de Emergencias y Desastres Agropecuarios, Javier Caniggia Bengolea, entre otras autoridades.

La ubicación de las bases se definió en función de mejorar los tiempos de llegada a los focos de ígneos para un rápido ataque inicial. Las mismas cuentan con equipo técnico, taller, depósito, pañol, administración, dormitorios, baños y etc. Además incorporaron nuevos elementos de comunicación, de transporte, de medición, de control, geoposicionadores satelitales y equipamiento informático entre otros. Se estipuló también la instalación de una red de torretas para monitoreo y detección.

El área de incidencia se encuentra al sudeste de la provincia en las regiones de Los Valles y El Ramal, donde se concentra la mayor cantidad de siniestros forestales. Con el proyecto finalizado, se verán beneficiadas 600 mil personas aproximadamente, que representan el 88,6 % del total de la población de la provincia, entre ellos se encuentran 1.000 productores, comunidades reconocidas legalmente: 38 del pueblo guaraní, 13 del pueblo kolla, 4 comunidades ocloyas, 1 comunidad kolla-guaraní, y 1 comunidad toba y todo el personal de la Brigada de Incendios Forestales y Rurales de Jujuy.

La superficie total de las tres bases alcanza los 10.000 m2. Entre los bienes adquiridos con el proyecto mediante Licitación Pública Nacional se encuentran: vehículos y camión cisterna, indumentaria de seguridad, equipamiento de campaña, vehículos SUV, motovehículos, elementos de medición meteorológica, y adquisición de torretas para el monitoreo post incendio, entre otros. Otras inversiones de menor cuantía fueron: equipamiento informático, equipos mecanizados para el combate de incendios, elementos ópticos, equipos de comunicación, herramientas de taller, equipamiento para laboratorio, drone, electrodomésticos y mobiliario para bases.

Otras actividades del proyecto fueron la realización de pasantías para brigadistas en la provincia de Río Negro, cursos de capacitación, semanarios de especialistas nacionales e internacionales, intercambios con otras provincias, se realizaron campañas de difusión preventivas, etcétera. Además, gracias a las acciones del proyecto, se avanzó en el desarrollo de una normativa que regule la actividad de los brigadistas y defina su escalafonamiento.

También participaron del acto el secretario de Desarrollo Sustentable, Antonio Alejo; la secretaria de Desarrollo Productivo, Estela Patricia Ríos; autoridades de las localidades de Yuto, Caimancito, Palmazola, Vinalito, El Talar, diputados nacionales y provinciales.